Jóvenes creaciones para un homenaje

Jóvenes estudiantes de la Escuela Vocacional de Arte (EVA) «Olga Alonso» preparan obras para homenajear al Che este siete de octubre.

Obra partística sobre el Che
Obra de Leonardo Montiel, junto a otros artistas de la plástica y la comunidad de niños de Isabela de Sagua. (Foto Leonardo Montiel).
Visto: 531
(Foto: Leonardo Montiel).

La convocatoria al Salón Homenaje al Che “Querida presencia”, a realizarse el 7 de octubre a las 3:00P.M., también se hizo extensiva a la Escuela Vocacional de Arte (EVA) Olga Alonso.

Sería imposible contabilizar las veces que la figura del Che ha sido tópico en la plástica. Arte popular o de academia, artistas novatos y consagrados, desde tendencias realistas o surrealistas, todos y cada uno de ellos han materializado al Guerrillero Heroico en el cosmos de sus creaciones. Este es el motivo por el cual los estudiantes de la especialidad de Plástica de la Escuela Vocacional de Arte de Villa Clara (EVA) «Olga Alonso» creen haber asumido un reto: preparar las obras que se expondrán en la Galería del Centro Provincial de Artes Visuales, este siete de octubre.

La técnica no es problema para los jóvenes artistas. Algunos, los que apuestan por lo tradicional, prefieren óleo sobre lienzo, acrílico o acuarela en cartulina. Otros tantos, inconformes hacedores del arte, se han decidido por la pintura matérica, el collage u otra invención, a saber en su pieza. El verdadero desafío, causa de insomnio pero también de emociones, es lo conceptual, el qué y el por qué de sus obras.

«Yo me inclino a pintar sobre la religión. La concepción de que el Che murió por nosotros, como Jesús en la cruz, para los cristianos. Me gusta pensar así, verlo como redentor, creer en algo que existió… que hizo tanto por nosotros en vida», comenta Stephani Rivero —alumna del segundo año de la especialidad— mientras diserta sobre los detalles de sus bocetos. Motivada por los novedosos conceptos que propone, explica: «Para inspirarme busqué dos canciones muy conocidas de Frank Delgado, “Con la adarga al brazo” y “Si el Che viviera” ».

Los jóvenes de tercer año, introvertidos y dubitantes ante la prensa, prefirieron conversar en el taller, donde se sienten como en casa. Ellos comentan que —antes de concretar sus proyectos— debieron dedicar horas de estudio a investigar cuánto y cómo se ha representado al Che para no dejarse influir por las influencias «candonga»*. Crear el arquetipo del guerrillero, del médico o del hombre nuevo que fue el Che, sintetizar facetas de su persona, cuajar la relación contenido-forma de sus piezas, dar factura final —prácticamente a contra reloj— todas ellas son tareas que hoy les consumen tiempo e inspiración.

Ernesto Guevara, Guerrillero Heroico, o la figura santificada del hijo amado de Cuba, cobrarán vida por separado en cada una de las muestras del arte joven. Tal vez sorprendan los nuevos matices, quizá las nuevas nociones, quién sabe si alguna iconografía del Che que —una vez más— dé la vuelta al mundo. El salón promete y ello convida a presenciarlo.

 *Arte candonga: piezas dedicadas a la comercialización, fundamentalmente del mercado del turismo en Cuba, que se expenden en los lugares de nombre homónimo.

No hay publicado ningún comentario. Sé el primero en empezar el debate.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.