Paret, la vuelta del capitán vestido de piloto

El recién designado mentor del equipo de Villa Clara para la LVIII Serie Nacional de Béisbol ofrece declaraciones exclusivas a Vanguardia.

Eduardo Paret, mánager de Villa Clara en la 58 Serie Nacional.
Eduardo Paret, mánager de Villa Clara en la 58 Serie Nacional. (Foto: Tomada de Internet)
Visto: 1406

El 25 de abril de 2012, después de una brillante carrera de 21 temporadas, Eduardo Paret Pérez colgó el guante y los spikes, dejando un espacio en el campo corto que nadie ha podido llenar. Transcurridos cinco años, su nombre vuelve a andar de boca en boca en la afición del país, desde que se hizo pública la decisión de colocar en sus manos las riendas del equipo de Villa Clara en la  LVIII Serie Nacional.

Su designación, el pasado lunes 18 de diciembre, se produjo en una fecha histórica que pasaron por alto y merecía recordarse: el aniversario 40 de la inserción de Villa Clara en nuestros clásicos beisboleros.

Así, Paret se convertirá en el onceno piloto anaranjado, el octavo que, después de vestir el traje como jugador del equipo, lo dirige y el tercer torpedero, pues antes lo hicieron dos defensores de esa posición: Pedro Jova y Roberto Carpito Rodríguez.

—¿Pensaste que alguna vez te ofrecerían esta responsabilidad?

—Siempre pensé en eso. Hace dos años me habían planteado que dirigiera al equipo, pero por problemas personales no pudo ser, porque aún mis jimagüitas eran muy pequeñas; había transcurrido poco tiempo de mi retiro y quería interiorizar un poco más esa función que es totalmente diferente.

«Ahora las autoridades deportivas de la provincia me volvieron a hacer la proposición. Dije que sí, que aceptaba, porque en estos momentos me siento mejor preparado y listo para cumplir con esa responsabilidad. Para mí es un orgullo dirigir al equipo con el cual me desempeñé durante toda mi carrera y trataré de llevarlo nuevamente a las posiciones de vanguardia que siempre ocupó en el béisbol cubano».

—¿Pusiste algunas condiciones?

—Que el Partido, el Gobierno y las organizaciones me apoyen, pero, a la vez, que me dejen trabajar, tomar decisiones, para poder dirigir como me gusta a mí.

—¿Y cómo te gustaría dirigir a ti?

Eduardo Paret, expelotero del Villa Clara.
El número 2 de los anaranjados, ahora en la difícil misión de dirigir al equipo. (Foto: Tomada de Internet)

—No he estado ajeno a los problemas que ha presentado el «Villa Clara» en las últimas series, porque he participado en ocasiones en la preparación del equipo. Mi idea es que seamos como una familia.

«El estilo que quiero implantar es el mismo que me caracterizó en mi época de pelotero, partiendo de la disciplina en el terreno, en el propio juego; qué hacer en determinada situación, que los peloteros estén metidos en el juego. Sin disciplina no se puede lograr un gran resultado.

«Me gusta el juego rápido, el robo de bases. En la época en que teníamos aquel poderoso equipo que ganó tres series con Pedro Jova, él trató de que todos aprendieran a robar bases. No solo Víctor o yo, cualquier corredor podía sorprender a la defensa contraria. Hoy nuestros jugadores presentan dificultades en el desplazamiento sobre las bases. También, se ha convertido en un cliché el toque de bola con dos en bases, a veces hay que apartarse del llamado librito y ser más creativo». 

—Para poner en práctica tu estilo, ¿tienes en mente algunos entrenadores que pueden integrar el colectivo técnico?

—Conversé con José Ramón Riscart para que sea uno de los que se ocupe del pitcheo, sé que me va a apoyar. También he hablado con Luis Jova, Juan Mesa, Eddy Rojas, Ariel Borrero, Humberto Guevara... Todo el que quiera colaborar, bienvenido sea. 

—Fuiste capitán del «Villa Clara» y luego del equipo Cuba, a partir del 2005. ¿Crees que esta experiencia te servirá para la tarea que emprenderás?

—Pienso que sí, porque cuando fui capitán de equipo siempre procuraba estar al lado de Jova, de Fuentes, de Víctor. Escuchaba lo que ellos decían. De todo el mundo aprendí un poquito.

—¿Te veremos nuevamente luciendo el número 2?

—Fue el número que llevé durante casi toda mi carrera. Empecé en el «Villa Clara» con el 4 por Pedro Jova. Después, cuando él comenzó a dirigir, me quedé con el 2, porque era el que usaba el pinareño Giraldo González y a mí desde pequeño me encantaba ver  jugar a la "aspiradora" —como le decían— y a Jova. 

—¿Cómo imaginas tu futuro en una misión que nunca has enfrentado?

—Es un reto  difícil. No soy  mago, un mánager no se hace en un día, a veces se necesitan años para recoger los frutos, mira cuánto tiempo demoró Carlos Martí para ganar con «Granma»; sin embargo, Jova, Pedro Medina, Fuentes, Urquiola, triunfaron en sus primeros intentos.

«El anhelo de todo director es llevar a su equipo a convertirse en campeón. Muchas de las cosas que me he propuesto en la vida las he logrado, por eso daré todo de mí para que el equipo clasifique, y espero que el estadio Sandino vuelva a llenarse». 

Oriundo del barrio El Condado, en Santa Clara, donde vino al mundo el 23 de octubre de 1972, Eduardo Paret goza de la admiración y el respeto de la afición y los peloteros. Desde que se dio a conocer la noticia, el teléfono de su casa no ha parado de sonar.

«Me han llamado de todas partes, incluso de varios lugares del mundo», comenta. Justo en ese momento entra otra llamada.

«Es Frederich Cepeda para felicitarme», me dice. No quise ser inoportuno y puse punto final a nuestra plática para que pudieran hablar las estrellas. 

Los mentores de Villa Clara
Director  SN Clasificatoria Play off Total Medallas
Pedro Jova Pérez  5 214-107=667 34-22=607 248-129=658 3-2-0
Eduardo Martín Saura  14 545-313=635 26-28=481 571-341=626 1-5-2 
Víctor Mesa Martínez  8  442-276=616 36-42=461 478-318=601 0-2-2
Ramón Moré Flaqué  4 179-136=568 12-11=522 191-147=565 1-0-0 
Roberto Rodríguez Gavilanes 2 104-76=578 1-6=143 105-82=561 0-0-0 
Luis Enrique González Álamo 2 52-44=542 - 52-44=542 0-0-0 
Vladimir Hernández Solás 3 97-83=539 2-6=250 99-89=527 0-0-0
Luis Jova Quey 1 47-43=522 - 47-43=522 0-0-0
Emilio Madrazo Morales 1 25-23=521 - 25-23=521 0-0-0
Lázaro Pérez Agramonte 1 24-27=471 - 24-27=471 0-0-0

Nota: Se refiere a la actuación de estos mentores al frente de los anaranjados, pues Pedro Jova comandó en una ocasión a los Indios de Guantánamo y Víctor Mesa en seis series a los Cocodrilos de Matanzas y actualmente dirige a Industriales. En el caso de Vladimir incluimos en el acápite de los play off  las derrotas frente a Granma en  la fase de comodines. 

  • PEDRO LUIS BOFILL PÉREZ

Buenos días y feliz año para todo el colectivo, espero que este comentario se publique, pues veo con sorpresa que nadie a expresado su opinión lo cual contrasta con la amplia participación en el último programa Alta Tensión, dedicado al beísbol, estoy contentísimo con la designación de Paret, pero como expresé en La Explosión de las 12, no se deben esperar resultados espectaculares como el conseguido por Jova en el 92, pues las condiciones son diametralmente opuestas, ahora hay que empezar por la renovación, prescindiendo de figuras como Zamora, Canto, Sarduy, Víctor Castro y otros, para luego, por increíble que resulte, enseñar a jugar a todos los preseleccionados, pues hoy atletas con más de 5 series nacionales son los primeros que cometen imprecisiones imperdonables que han dado al traste con una actuación a la altura de nuestra historia, Jova solo tuvo que disciplinar y cohesionar un colectivo donde sobraba talento y contaba con un jugador estelar como Víctor Mesa cuyo equivalente no existe en ahora, por eso ratifico que el resultado grande debe llegar dentro de 3 o 4 temporadas, lo cual no significa que no sea posible clasificar, pero incluso si ello ocurriera sería preferible reforzar solamente el pitcheo o solicitar solo un bateador de fuerza para permitir a nuestros jugadores de posición desempeñarse al más alto nivel, pues otros refuerzos pueden ayudar a un mejor resultado pero a la larga perjudican la maduración de nuestros talentos, lo otro necesario es que Partido y Gobierno apoyen a Paret material y moralmente sin exigir resultados inalcanzables ni entrometerse en sus decisiones, coincido con quienes opinan que Eduardo no es mago, pero estoy seguro de que seleccionará un colectivo técnico excelso, pues con él todos quieren trabajar, nadie se sorprenda de que Pedro Jova, Kiki Glez o Pupo regresen a la palestra ni de que Pedrito Pérez nos asesore, aunque Riscart o Manso lleven las riendas del pitcheo, pues esa es la base de la seriedad y exigencia en el trabajo, sobra decir que la disciplina será oxígeno y agua fresca de la etapa que comenzará en breve y a nosotros solo nos resta confiar y desearle al entrevistado lo mejor en su labor.

  • AMAURY GONZÁLEZ PÉREZ

NUNCA ME PÚBLICAS ALGO DE LO QUE ESCRIBO OSVALDO.

WHAT IS THE PROBLEM?

  • EL POETA YUMURINO

PARED,…TU PUEDES SER EL CAMPEON
-1-
Con un merecido honor
oriundo del Condado
Pared, ha sido nombrado
como nuevo director
de atleta su esplendor
por todos fue reconocido
al ser tan distinguido
de excelente torpedero
y ese mejor compañero
también muy comprometido.
-2-
Fue el “pionero” tan querido
al comienzo en el béisbol
mucha veces el mejor
mundialmente agradecido
su historial le ha permitido
ocupar esta responsabilidad
pues posee la cualidad
de ser muy inteligente
algo que tendrá presente
lo digo con sinceridad.
-3-
En Pared la solidaridad
ocupa el primer lugar
como el respeto mostrar
con total honestidad
la exigencia y la bondad
junto a la disciplina
son también otras doctrinas
que su pueblo deseara
ser Campeón con Villa Clara
¡! ya todos se lo imaginan ¡!.
---000---
EL POETA YUMURINO

  • AMAURY GONZÁLEZ PÉREZ

Tengo 43 años y soy de Zulueta, la gran cuna del fútbol en Cuba. Aquí no solo se ama el fútbol, "NOSOTROS TAMBIÉN HABLAMOS DE BEISBOL", como ESPN.

Espero, me publiques esta vez este comentario, estimado chico de Baéz, porque he escrito otras veces y lo has rechazado. Recuerda que soy tan villareño y cubano como el que más, aunque esté a más de 90 MILLAS al norte de mi amada isla y de Zulueta, la tierra de Carlos Enriquez, Zaida del Rio. Mii villa de los molinos, tierra del mejor fútbol de Cuba, y de Parrandas.

Por eso, por ser de allí, fui testigo de los comienzos de Paret en la pelota cubana, desde que estaba en la secundaria básica.

En esos días él debutó en la Nacional 1989-1990, compilando para astronómico 366 con apenas 17 añitos.

Internacionalmente quemó la liga, ya que durante el Campeonato Mundial Juvenil en La Habana de 1990, fue elegido el torpedero del Todos Estrellas y el Jugador Más Valioso por ser líder en comparecencias, veces al bate, carreras anotadas con 16 y bases robadas con 13, además de terminar entre los primeros bateadores, hits, dobles, triples e impulsadas.

Y al concluir 1990 fue elegido el mejor pelotero juvenil del mundo.

Él fue pilar de los títulos villaclareños, en la época de la "TRITURADORA NARANJA",-junto a Víctor Mesa, Jorge Luis Toca, Rolando Arrojo, Riscart, Jorge Pérez, Jorge Díaz, Pestano, Michel Perdomo, Ángel López, Eddy Rojas, Amado Zamora, Oscar Machado, Eliecer Montes de Oca, entre otros-.

Todo VILLACLAREÑOS de aquellos días gloriosos de nuestro beisbol, sabe más que bien que Pared, fue parte imprescindible del eje fundamental de los tres títulos y dos subtítulos al hilo conseguidos por Villa Clara bajo la dirección de nuestro añorado, e injustamente sancionado, en par de ocasiones, Pedro Jova.

Sabemos también, nosotros los villaclareños que entre 1993-1996 tuvo rendimientos integralmente superiores a Germán Mesa, lo que le posibilitó integrar ininterrumpidamente el equipo Cuba desde los Centroamericanos celebrados en Puerto Rico en 1993.

Sin embargo, debió ver los juegos desde la banca en la mayoría de las ocasiones en que coincidió con Germán, no solo por ser el habanero el indiscutible titular de la posición, sino también debido a la injusta terquedad de los técnicos de dejar la alineación regular de Cuba en casi todo momento, sin importar que el marcador reflejara una ventaja abultada a favor de los criollos, algo bien común en esa época por enfrentar generalmente rivales de menor nivel.

Paret junto a su familia durante la ceremonia de retiro

Paret debió recibir más oportunidades e incluso ser el titular del campo corto en algunos eventos de menor importancia.

Esto no ocurrió hasta la suspensión temporal de Germán Mesa, en 1996, cuando Pared se destacó en la Olimpiada de Atlanta, donde no pifió ni una sola vez, y tuvo astronómico average de 375.

Todos también recordamos como en julio de 1997, previo a la Copa Intercontinental de Barcelona, fue suspendido por decreto injusto y arbitrario del INDER, junto a sus compañeros Jorge Luis Toca, Osmany García, Ángel López, Jorge Díaz, Pedro Jova y los también entrenadores Orlando Chinea y Luis Enrique González (Kike), por una conversación telefónica con el ya “desertor”, Y ex compañero de equipo ranchuelero, Rolando Arrojo y supuestamente recibir dinero de este.

Por esa causa ajena al deporte estuvo alejado en su mejor momento de la pelota cubana por espacio de un año y perdió la temporada 1997-1998. De todos los sancionados fue el único que volvió a jugar en Series Nacionales.

Pero Pared regresó en la nacional de 1998-1999, pero también sabemos que fue marginado del equipo Cuba hasta el 2001 por una razón que no expondré aquí, para que Osvaldo se sienta cómodo de publicar un artículo, donde hasta ahora me he inventado patrañas.

Pero, a pesar de todo, su rendimiento fue el de siempre, de altos quilates. Su regreso al equipo Cuba se lo debió en gran parte a la ayuda e influencias de Víctor Mesa, su nuevo mentor. A quien por tantos años idolatramos los VILLACLAREÑOS, pero ya no, por tantas cosas que han pasado, desde el 2008. Pero esta es una virtud que debemos aplaudir en nuestra otrora "EXPLOSIÓN NARANJA".

Regresó a la Selección Nacional en condición de regular del campo corto, en el 2001, en China Taipei, por encima de Germán Mesa, cometiendo tres errores en pocos lances, los únicos que cometió en cinco Campeonatos Mundiales, tres Olimpiadas, dos Clásicos Mundiales, tres Panamericanos, dos Centroamericanos y tres Copas Intercontinentales.

Pero sabemos que jugó bajo mucha presión, de un lado las habituales y naturales ofertas para que jugara en el beisbol profesional, de otro; así como el rigor propio de la competencia después de varios años sin jugar en eventos internacionales de importancia y el pleno conocimiento que debía hacerlo muy bien, pues tenía a un astro como Germán en la banca, y por presiones de control de los directivos nacionales hacia él, debido a "sospechas".

Pero él demostró su clase estelar a partir de ese amargo momento y se erigió como el indiscutido número uno del short stop cubano e integró todos los equipos nacionales desde esa fecha hasta el II Clásico Mundial de Beisbol en el 2009.

Desde el 2005 fue el capitán del Team Cuba. En el 2005 fue elegido el mejor pelotero del Mundo por la IBAF por su gran rendimiento en el Campeonato Mundial celebrado ese año: fue líder de los bateadores con 632 y designado el mejor torpedero y Jugador Más Valioso.

Es el único pelotero de la isla que ha sido Jugador Más Valioso en mundiales juveniles y de mayores y el mejor pelotero en ambas categorías.

Recordamos su debut en aquella postemporada vs Santiago de Cuba, después de estar alejado en México, por asuntos de fertilidad con su mujer. Aquel día fue en sustitución del joven y hoy estelar grandesligas torpedero santaclareño, Aledmis Díaz, lesionado durante el juego.

Sa reaparición fue acompañada con una cerrada ovación, ante la emoción desenfrenada de miles de sus seguidores.

Su regreso no pudo ser mejor, realizando dos joyas defensivas en batazos por encima de almohadilla de segunda que hicieron delirar a la afición. Uno de sus engarces prodigiosos sirvió para impedir un hit al jardín central de Héctor Olivera.

También aquel día dio línea de hit que dos carreras, se coló con el tiro del jardinero en segunda base y minutos después anotó otra.

Cuando ancló en segunda el torpedero Luis M. Navas y el camarero Héctor Olivera, acudieron en gesto deportivo a abrazar a quien ha sido un ejemplo como pelotero y persona. Todas estas escenas, las registra muy bien Aurelio Prieto Alemán, en su popular programa: "CONFESIONES DE GRANDES".

Para muchos fue extraño que a Paret se le haya concedido ese privilegio de recibir un tratamiento indefinido en México y que después jugara sin problemas. Parece que alguien justo y con influencias en las autoridades deportivas de la isla ha querido enmendar las injusticias cometidas con él entre 1997 y el 2000.

Drante muchos años, como miembro estelar del equipo Cuba, no faltaba a casi ningún juego de la temporada cubana, mal que tradicionalmente ha aquejado a la mayoría de las estrellas de Cuba que han sido miembros de su selección nacional durante muchos años en un acto típico de acomodamiento por saberse “sembrados”, pero a la vez faltan el respeto a la afición que los sigue y los rivales de sus posiciones que rendían al máximo sin casi esperanzas de hacer el grado a eventos internacionales.

Cuando Pared regresó a la Selección Nacional ya no dejó de usar más el número 2.

¿Pero es Pared, el número 2, en el short stop de nuestras Series Nacionales?

Muy polémico es establecer esta polémica. Pero respetando a Germán Mesa y el resto- el más grande e integral torpedero de Series Nacionales ha sido Eduardo Paret, algo así como el Antonio Pacheco de segunda base, y el Víctor Mesa del center field.

Aunque menos espectacular que Germán, Pared fue mejor bateando, embasándose, corriendo, robando bases y produce mayor cantidad de carreras, que son las que deciden los juegos, en fin; es superior, sin quitarle espectacularidad a su defensa.

Paret, a lo largo de sus 21 series nacionales, demostró ser el mejor torpedero de Series Nacionales.

Aunque a los apasionados les quiero aclarar que el más integral, no el más espectacular que sin dudas ha sido Germán Mesa, no por gusto apodado El Mago y El Imán.

Paret, fue más fuerte físicamente que Germán y los demás grandes torpederos de nuestro béisbol cubano, por cuanto se lesionaba poco y fue superior bateando promedio -superior en nueve puntos con 2067 turnos oficiales más que Germán- y cuando acumulaba las veces al bate con que terminó Mesa, promediaba para 297.

Hay que agregar que Paret jugó más con bate de madera, 12 temporadas, mientras que Mesa tuvo 13 con el aluminio y sus tres últimas con madera.

En OBP y OPS, ni hablar, además en cuanto a sus 15 lideratos individuales no resiste comparación con ningún torpedero pues fue líder en carreras anotadas en las Nacionales de 1994 y 2001 con récord, y la Súper Liga del 2002, en jonrones en la Súper Liga del 2004, en bases robadas en las Nacionales de 1997, 1999 y 2002, Selectiva de 1994, en la Copa Revolución de 1997 y las Súper Ligas del 2002, 2003 y 2005, en sacrificios en la Nacional de 1993, en pelotazos en la Selectiva de 1994 y la Nacional del 2005.

A la defensa Paret no fue segundo de nadie en cuanto a efectividad por tener el mejor promedio defensivo histórico con 972 (Mesa tuvo 964 en muchos menos lances y jugando la mitad de sus juegos en el mejor terreno de Cuba).

Además, Paret estuvo dotado de un similar o incluso mejor brazo que el de Germán, quien estuvo ayudado por la mejor segunda base, sin dudas, de su generación: Juan Padilla, con quien integró durante 11 temporadas la mejor combinación alrededor del segundo cojín de todas las Series Nacionales.

Fildeando conexiones con el bate de aluminio Paret tuvo 970 y Germán 965. En el Factor de Rango FR (se dividen los outs y asistencias por el número de entradas o partidos jugados). Paret ocupa el tercer lugar histórico siendo el más longevo de todos en cuanto a lances, asistencias, outs, partidos y entradas jugadas -en más de mil lances- con 5.06, mientras Germán es el segundo con 5,27, detrás de Agustín Arias con 5,48, pero average defensivo de 954.

El industrialista ha sido el máximo astro defensivo por su indiscutible calidad, principalmente espectacularidad, por fildear con más soltura y estilo. Sin embargo, Paret también fue muy espectacular demostrándolo en innumerables jugadas y fue bien seguro con el guante y el brazo, jugando la mitad de los juegos en un terreno muy duro como el Sandino de Santa Clara y pocas series con buenos segunda bases: seis con Jorge Díaz y tres con Yuniesky (RIKIMBILY) Betancourt.

Ilustrémoslo con otras posiciones. Por ejemplo, Antonio Pacheco fue inferior a Juan Padilla en defensa, al igual que Pedro Medina a Juan Castro. ¿Quién duda que ambos –Pacheco y Medina- fueron integralmente superiores a Padilla y Castro, respectivamente gracias a su ofensiva? También quieren seguir en la tesis de que el short stop debe ser más defensivo que ofensivo y eso fue así en Grandes Ligas, con algunas excepciones, hasta los 70-80.

Cuando ambos coincidieron, después que Paret maduró como pelotero (es cinco años menor que Germán) entre 1993-1996 y 1999-2002, este fue superior en el rendimiento integral (JAS) a Germán e incluso en la defensa tuvo cuatro series o temporadas mejores y Paret sí le llegaba a cualquier bola y no le cogía miedo a lances difíciles, o sea que los números ahí no son tan fríos. Muchos juegos y campeonatos que les salvó a sus equipos en nacionales y al equipo Cuba.

En el aspecto ofensivo en toda la historia de las Series Nacionales solo ha sido superior a Paret, Pedro Jova. Tampoco se debe desconocer a Luis Ulacia, mientras jugó en el campo corto. Después de 1991 se desempeñó en otras posiciones. Paret fue elegido en dieciocho ocasiones nacionalmente el mejor torpedero, internacionalmente en once oportunidades.

En la temporada 2010-2011 participó en 33 juegos con gran defensa, pero pobre average. Estuvo con lesión en la espalda, sin embargo, estuvo a gran altura en la etapa de Play Off con promedio de 474 y tremenda defensa, fue el que más hizo porque Villa Clara obtuviera el título nacional que le es esquivo desde 1995, pero no pudo ser.

Paret no pudo recuperar los tres últimos años casi perdidos, los que unidos a la suspensión en 1997-1998, le imposibilitó llegar a los 2,000 hits y alcanzar otros mejores números y lugares históricos de los que ya tiene.

Está entre los primeros en casi todos los departamentos ofensivos con excepción de los jonrones, impulsadas y average, aunque produjo más de 2100 carreras y tuvo 500 extrabases.

También está entre los primeros en los principales departamentos de defensa. Entre todos los peloteros que han participado en Series Nacionales es onceno en comparecencias con 7818 y en veces al bate, tercero en carreras anotadas y bases robadas, ocupa el lugar 24 en hits, tercero entre los activos, el trece en dobles, tercero de los activos, octavo en triples, bases por bolas y pelotazos, y séptimo en sacrificios con 116. Por otra parte concluyó segundo en asistencias, onceno en partidos jugados, séptimo en entradas etc, etc, etc...

Ahora viene la etapa del pelotero retirado que no se fue de Cuba y se dedica

Su retiro fue muy atinado. Y mucho fue y aún es el cariño profesado por su afición villaclareña, con una muy merecida ceremonia, aunque empañada por la televisión nacional.

A favor de la integridad humana de Paret hay que señalar que en Confesiones de Grandes dijo que la segunda base, con quuien mejor se sintió fue Jorge Díaz, quien, a nostalgia de villaclareños, abandonó el país en 1998.

Si Rey Ordóñez brilló en la gran carpa, y siempre fue tercero detrás de Germán y Pared, hubiera podido brillar en el beisbol profesional fuera de Cuba, al igual que Germán, pero ninguno de los dos lo decidió.

En favor de Paret hay que decir que tenia mejor físico y bateaba más que Rey Ordoñez y este fue buenísimo, aunque cuando jugaba en Cuba no era mejor que Germán y Paret.

Pero no quisiera terminar, sin antes llevarlos a meditar en algo, y es que entre los mánager más ganadores, e inteligentes de CUBA, han estado los mejores infielders históricos. Y coincidentemente, estos han sido segundas y short stops.

Estos, coincidentemente han estado sancionados, así como lo fue nuestro querido Pared.

Dígase Anglada, y Urquiola, cada uno con 3 campeonatos nacionales. Antonio Pacheco con 3 también, Germán Mesa con 1 campeonato.

Aquel añorado y casi seguro del 2010, que perdimos en extrainings del séptimo juego vs Industriales.

Y que decir de nuestro añorado, querido, paciente, disciplinado, e inteligente Pedro Jova. Recordamos su era increíble, como timonel de aquella trituradora nave anaranjada, que llegó a hacer lo que ningún equipo de béisbol ha hecho en Cuba, discutir por 5 años seguidos el campeonato nacional, ganando los 3 primeros, de forma consecutiva.

Pero también injustamente sancionado en par de ocasiones (años 1972 y 1997).

Entre todos estos segundas y torpederos ganaron 13 campeonatos nacionales.

Por eso, esperamos que Pared, repita la misma historia que esos grandes predecesores, jugadores y mánager, del área de la segunda base.

No por casualidad, los jugadores más inteligentes dentro del béisbol son los segundas bases, los torpederos y receptores.

Por eso los mánager más exitosos en nuestro béisbol, han salido de esas posiciones. (Roger Machado y Pedro Medina, como receptores).

Yo espero, con optimismo, libre de pasión y fanatismo, que Pared ponga a ese equipo de Villa Clara, en el mismo plano estelar en que Jova lo llevó.

Villa Clara, nuevamente será múltiples veces campeón nacional, en próximos años. Pero hace falta que le permitan tomar las riendas de sus equipos provinciales, a hombres como Urquiola y Anglada para que nuestro béisbol sea dirigido por hombres victoriosos y capaces y los stadiums vuelvan a llenarse.

¡ÉXITOS PARED!

AMAURY GONZÁLEZ PÉREZ.