«Les dimos un buen regalo a los remedianos»

Ante la victoria del equipo de Remedios frente a Camajuaní, para ratificarse en la actualidad como la selección más estable de la pelota en el territorio villaclareño, Vanguardia conversó con Roberto Carpito Rodríguez Gavilanes, otrora torpedero y mánager del conjunto campeón de la XXXIX Serie Provincial de Béisbol.

Visto: 2119

Tras su regreso de Venezuela, Roberto Carpito Rodríguez Gavilanes retomó las riendas del equipo de Remedios en 2009. En esa oportunidad los peloteros de la llamada Octava Villa quedaron rezagados en la tabla de posiciones, al alojarse en el noveno escaño.

Sin embargo, el otrora torpedero y ocasionalmente antesalista de diez campañas con el conjunto de Villa Clara, y mánager en dos temporadas del elenco anaranjado, sabía que tenía bajo su mando a un plantel cuajado de figuras jóvenes, a las cuales había que estabilizar para redondear un buen equipo.

Roberto Carpito Rodríguez, mánager del equipo Remedios, campeón del béisbol en Villa Clara.Roberto Carpito Rodríguez Gavilanes, otrora torpedero y mánager del conjunto campeón de la XXXIX Serie Provincial de Béisbol. (Foto: Ramón Barreras Valdés)

En el siguiente torneo se ubicaron en la quinta plaza y en 2012 conquistaron por primera vez el título provincial, que repitieron en 2013, y aunque lo cedieron ante Santa Clara en 2014, ahora lo recuperaron frente a Camajuaní en cinco partidos, para ratificarse en la actualidad como la selección más estable de la pelota en el territorio villaclareño.

«Estamos muy contentos, los muchachos jugaron un gran campeonato y la victoria tiene un significado especial, pues quedó para la historia porque coincide con algo muy bonito como es la celebración de los 500 años de la fundación de la ciudad».

—¿Esperabas este resultado?

—A nosotros nadie nos dio como favoritos. Había gente que decía que Remedios no se clasificaba este año. Es cierto que ocurrieron varias situaciones con las figuras importantes: las ausencias de Robelio Carrillo y Yordanis Linares por intento y salida del país, respectivamente; la incorporación tardía de Irvin del Río y Ronny Valdés, debido a que estuvieron de refuerzos de Granma e Industriales en la Serie Nacional, y Yeniet Pérez, que entró en el último choque de semifinales, después de haber jugado con el campeón Ciego de Ávila.

«Hubo un momento en que nos desempeñamos en la etapa regular sin el tercero, cuarto y quinto bates, porque además de Linares y Yeniet, nos faltó Norelvis Jiménez; pero uno siempre tiene que salir con mente positiva. Estratégicamente nos planteamos que el primer objetivo era mantenernos en la pelea por la clasificación hasta que entraran en acción nuestros principales hombres. Los muchachos hicieron su trabajo y las cosas salieron como las habíamos planificado».

—Por lo que me dices, podemos inferir que ha sido el más difícil de los tres títulos...

—No, creo que no. Pudiera resultar contradictorio, porque era el año que más debilidades teníamos; sin embargo, fuimos de menos a más. Nuestros peloteros han aprendido a jugar bien en la postemporada y luego de clasificarnos en segundo lugar del grupo, ganamos sin que ninguno de los play off llegara al último desafío. Derrotamos 2-0 a Placetas, 3-1 a Santa Clara y 4-1 a Camajuaní. En total, acumulamos nueve victorias y solo dos derrotas.

«Para mí el de 2012, coincidentemente también contra Camajuaní, fue más difícil, porque era una final de tres a ganar dos. Empezamos perdiendo el primer día en Remedios y esto nos obligó a imponernos en los dos juegos siguientes. En el decisivo, con cero hit cero carrera de Irvin del Río y jonrón con las bases llenas de Yeniet Pérez».

—En el béisbol, por supuesto, las victorias son colectivas, pero ¿puedes hablarme de algún pelotero en particular?

—Para un mánager que ha ganado un campeonato es bien difícil hablar de un pelotero en particular, porque todo el mundo aportó su granito de arena. En sentido general mencionaría al receptor Julio Miranda, quien, por cierto, se nos lesionó para la final; Frank Carlos y Adolfo Reyes, Yuniel Rodríguez, Randy Portal, Anderson Faife, Niorge Méndez, Irvin del Río, Eduardo Ferrer, Edialbel García y Ronny Valdés.

«Pero siempre hay que resaltar a Yeniet Pérez, no solo por sus números ofensivos y defensivos, sino por ser la bujía inspiradora. Él viene y se entrega como si se tratara de una serie nacional. Es digno de admirar su comportamiento».

—¿Tu opinión sobre la Serie Provincial?

—Pienso que fue una buena serie; mas tienen que seguir mejorándose algunas cosas. Este año, al no estar los jugadores nacionales desde el inicio, había muy pocos aficionados en el estadio en la etapa clasificatoria.

«Hubo también problemas con el uniforme. Existía el presupuesto, el dinero. Se hicieron varias gestiones para conseguirlos, en Florida, en La Habana, y aparecieron a última hora, cuando fue a comenzar la final. Eran de color azul, y un aficionado en Camajuaní nos dijo que nos parecíamos a los Industriales y le contesté: «Estamos vestidos de azul, pero con el corazón naranja».

—Hace tres años, cuando se impusieron por primera vez, lamentaste que no se hubiera hecho una fiesta popular. ¿Cómo fue la reacción en esta ocasión?

—Si alguna insatisfacción nos queda es que no pudimos coronarnos en Remedios, en un estadio que se encontraba repleto. Estábamos frente a un equipo que nos ganó los cuatro partidos en la clasificatoria. Siempre pensé que nos iríamos al séptimo juego, pero finalmente bastaron cinco desafíos. Cuando regresamos de Camajuaní, el Partido, el Gobierno, la Dirección del INDER y el pueblo nos hicieron un gran recibimiento. Creo que nuestros muchachos se lo merecían porque a pesar de las dificultades, nos clasificamos, ganamos el campeonato y les dimos un buen regalo a los remedianos en su cumpleaños 500.

Se han publicado 2 comentarios

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

  • Pedro Ramirez

    Buenas tardes, Roberto Carpito Rodríguez en el año
    2000 hizo un buen trabajo en VeneZuela específicamente en Libertad de Barinas, donde con su ardua labor y dedicación. Hay varios peleteros que están en las grandes ligas. Mis respeto para el aunque perdimos contacto muchas bendiciones. Saludos esperando contactar nuevamente. Gracias

  • Pedro Nolasco

    Campito ha sido víctima de un involuntario olvido. Entre tantos nombres ¨famosos¨ como los de Paret, Jova, Aledmis etc, su aporte como torpederoy como DT apenas se ha reconocido. Su aporte fué bueno; como torpedero no tenía esas excelsas cualidades de los ya mencionados, pero era seguro e inteligente.
    Su labor con Remedios ha sido muy buena y eso debe tambien ser reconocido de alguna forma.