«Tiempos»: estreno mundial de la compañía Baila Cuba

Baila Cuba estrenó el espectáculo «Tiempos», la noche del domingo en el Teatro La Caridad.

«Tiempos»: estreno mundial de la compañía Baila Cuba
Estreno del espectáculo «Tiempos» de la compañía Baila Cuba. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Visto: 1996

Como parte de la clausura de la jornada provincial por la Cultura Cubana, en la noche de este domingo la compañía Baila Cuba estrenó su espectáculo «Tiempos», un homenaje al complejo entramado de ritmos y estilos musicales criollos, al mestizaje sonoro y danzario de la isla.

Dirigido por el reconocido coreógrafo Yusniel González (Mandy), la función echa mano de un exquisito simbolismo en torno al tiempo en que cuajaron las raíces y los elementos identitarios de la nación.

Los jóvenes y enérgicos bailarines, sus músicos, con desenfado y humor, demostraron la capacidad expresiva de las artes escénicas, la genialidad de sus manifestaciones heterogéneas, versátiles. Escenografía y vestuarios complementan la riqueza visual del escenario.

El proyecto Baila Cuba, uno de los más jóvenes de las artes escénicas villaclareñas, con 10 años en su haber, patentan el compromiso de los artistas villaclareños con las tendencias danzarías populares y contemporáneas. (Yinet Jiménez Hernández)

«Tiempos»: estreno mundial de la compañía Baila Cuba

Una joven turista francesa visita a Cuba en busca de Historia y Arquitectura Colonial, pero descubre la riqueza cultural del folklor cubano. La extranjera recorre las calles de Cuba. Comienza a descubrir la riqueza de su gente. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Una joven turista francesa visita a Cuba en busca de Historia y Arquitectura Colonial, pero descubre la riqueza cultural del folklor cubano. La extranjera recorre las calles de Cuba. Comienza a descubrir la riqueza de su gente. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
La barraca. Ensalza la herencia africana en la isla, como parte del lento proceso de irradiación cultural y absorción de su legado religioso, como base de los ritmos contemporáneos. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
La barraca. Ensalza la herencia africana en la isla, como parte del lento proceso de irradiación cultural y absorción de su legado religioso, como base de los ritmos contemporáneos. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
La barraca. Ensalza la herencia africana en la isla, como parte del lento proceso de irradiación cultural y absorción de su legado religioso, como base de los ritmos contemporáneos. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
La barraca. Ensalza la herencia africana en la isla, como parte del lento proceso de irradiación cultural y absorción de su legado religioso, como base de los ritmos contemporáneos. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
La barraca. Ensalza la herencia africana en la isla, como parte del lento proceso de irradiación cultural y absorción de su legado religioso, como base de los ritmos contemporáneos. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
La barraca. Ensalza la herencia africana en la isla, como parte del lento proceso de irradiación cultural y absorción de su legado religioso, como base de los ritmos contemporáneos. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El reto. El simbolismo de esta escena patenta el enfrentamiento de culturas antagónicas: lo blanco y español (flamenco) vs lo negro y africano (columbia). Es un canto a la historia de violencia cultural europea en Cuba, signada por la esclavitud. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El reto. El simbolismo de esta escena patenta el enfrentamiento de culturas antagónicas: lo blanco y español (flamenco) vs lo negro y africano (columbia). Es un canto a la historia de violencia cultural europea en Cuba, signada por la esclavitud. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Mojito cubano (club). La historia mantiene su hilo conductor, cuyo centro es la extranjera francesa, mientras esta observa las mejores galas danzarías de ritmos cuajados y netamente cubanos. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Mojito cubano (club). La historia mantiene su hilo conductor, cuyo centro es la extranjera francesa, mientras esta observa las mejores galas danzarías de ritmos cuajados y netamente cubanos. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El reto. El simbolismo de esta escena patenta el enfrentamiento de culturas antagónicas: lo blanco y español (flamenco) vs lo negro y africano (columbia). Es un canto a la historia de violencia cultural europea en Cuba, signada por la esclavitud. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El reto. El simbolismo de esta escena patenta el enfrentamiento de culturas antagónicas: lo blanco y español (flamenco) vs lo negro y africano (columbia). Es un canto a la historia de violencia cultural europea en Cuba, signada por la esclavitud. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Bohemio soñador. Un bolero matizado por un amor imaginario, efímero.  (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Bohemio soñador. Un bolero matizado por un amor imaginario, efímero. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Bohemio soñador. Un bolero matizado por un amor imaginario, efímero.  (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Bohemio soñador. Un bolero matizado por un amor imaginario, efímero. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El regreso. Extraordinario y dinámico final, con el baile de la chancleta. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El regreso. Extraordinario y dinámico final, con el baile de la chancleta. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El regreso. Extraordinario y dinámico final, con el baile de la chancleta. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El regreso. Extraordinario y dinámico final, con el baile de la chancleta. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El regreso. Extraordinario y dinámico final, con el baile de la chancleta. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
El regreso. Extraordinario y dinámico final, con el baile de la chancleta. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)

No hay publicado ningún comentario. Sé el primero en empezar el debate.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.