Mujer, verdadero baluarte de la Revolución Cubana

«Esta mujer cubana, tan bella, tan heroica, tan abnegada, flor para amar, estrella para mirar, coraza para resistir», dijo nuestro Héroe Nacional José Martí.

Trabajadora de la Salud en Cuba.
Visto: 845

El 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, Cuba tiene el mérito histórico de estar entre las naciones de América Latina en promover los derechos y deberes de la mujeres.

Desde el Triunfo de la Revolución hasta nuestros días, la mujer ha ganado un espacio relevante en todos los sectores de la sociedad: la salud, el deporte, la ciencia, la cultura, la política y la educación; siempre dando lo mejor de sí y contribuyendo al desarrollo del país y del proceso Socialista. Continuar aportando a las transformaciones del país, para actualizar el modelo económico y ratificar la igualdad de derechos, son propósitos que la mujer de estos tiempos no puede abandonar jamás.

Decir mujer cubana es sinónimo de bellaza, honestidad y abnegación, de pensamiento profundo y de altos valores. Pueden ocupar cargos políticos y administrativos, así como cumplir misiones internacionalistas.

El 1.o de enero de 1959 se inició un camino que ha llevado a las féminas a una historia distinta, de participación en la vida económica del país, en el centro de una dinámica considerada por el propio Fidel Castro como una «Revolución dentro de la Revolución». 

Mujer, verdadero baluarte de la Revolución Cubana

  • Juan Antonio Hernandez Caraballo

PARA LA MUJER

POR UN AMIGO
I
Como ellas nacen haladas
Aprendimos como tejer
Un día para la mujer
Por verlas agasajadas,
De tal forma diseñadas
Generan siempre amor,
La mujer es como una flor
Donde liban mariposas
Y son más laboriosas
Que el inquieto picaflor.

II
Con dolor extraordinario
Muestra la diferencia
Y nos regalo su esencia
En un parto necesario,
Este gesto tan palmario
Habla bien de su valía
Porque hasta hoy todavía
Nadie como ella completa
En este bello planeta
La luz de otro nuevo día.

  • Juan Antonio Hernandez Caraballo

"LA MUJER CUBANA”
Por Juan Antonio Hernández Caraballo
"Hay en sus ojos, luz radiante,
Es una estampa maravillosa,
Con la frescura de una rosa,
Consistente, cual diamante.

Y también lleva múltiples estrellas,
Brillando en su hermoso pecho,
Carácter firme, de misterio hecho,
Que por donde pasa deja sus huellas.

Vaya, ¡que lindas son las cubanas!,
Que hermosas son las patriotas,
Como dan luz en las mañanas.

Son mil pasiones ignotas,
Que regresan a dar luz,
Son las mas dulces centellas."

12