Alfabetización 2.0

Seis décadas después de una campaña sin precedentes, Cuba necesita nuevas alfabetizaciones económica, jurídica, comunicacional, tecnológica, político-ideológica y en todos los ámbitos de la sociedad.

Visto: 1603

Pensar en la Campaña de Alfabetización implica un viaje en el tiempo. El año 1961 nos devuelve rostros bisoños, piernas ágiles a través de montes y lomeríos, aulas improvisadas en la campiña, faroles centinelas de las primeras letras, un Comandante audaz y rebosante al declarar a Cuba territorio libre de analfabetismo, y todo un contingente que gritó al unísono: «¡Fidel, Fidel, dinos qué otra cosa tenemos que hacer!».

(Ilustración: Alfredo Martirena)
(Ilustración: Alfredo Martirena)

Por la memoria de los brigadistas, ya ancianos, pasan también los temores de adolescentes que se alejaban por primera vez de casa, la incredulidad de guajiros hartos de abusos y desalojos, el terror de las familias ante los desmanes de los bandidos y el compromiso con los jóvenes mártires privados del final feliz de aquel 22 de diciembre.

Corrían meses convulsos en una nación que dejaba atrás un pasado neocolonial y servil, para construir un futuro soberano y antimperialista. El desmontaje de las viejas estructuras burguesas, las respuestas a cada agresión contrarrevolucionaria externa o interna, la victoria ejemplarizante en Playa Girón y la guía cultural de Palabras a los intelectuales consolidaron el socialismo como trayecto inequívoco hacia la justicia.

Sesenta años después de esta hazaña, nos debemos otras alfabetizaciones, con todos y para todos los actores sociales.

Para construir una economía próspera y sostenible, necesitamos empresarios capaces de integrar a todos los modelos de gestión de manera armónica y creativa, con la mirada puesta en el desarrollo, atentos a las leyes del mercado, pero sin descuidar el invariable principio de distribución socialista.

Hemos de educarnos, también, en la revolución legislativa que se gesta más allá de los límites jurídicos e impacta en toda la sociedad. Poner las nuevas normas a la altura de la Constitución, hacer efectivos los derechos y deberes ya reconocidos, y proponer los pendientes consolidará la democracia participativa por la que optamos.

Miradas profundas requiere la lucha contra cualquier tipo de violencia, discriminación y desigualdad, no solo para cumplir con lo escrito en ley, sino también para enmendar lo que se escapa del texto y la realidad grita. Transformar conciencias, vocabularios y modos de actuación arraigados y naturalizados resulta una asignatura pendiente.

Desde el punto de vista cultural, urge desterrar símbolos que poco o nada tienen que ver con nuestra identidad. ¿Qué mejor antídoto que la autenticidad, el talento bien aprovechado, y la calidad artística ante patrones foráneos, superficiales y hegemónicos impuestos por la maquinaria comercial?

La superación tecnológica digital tampoco espera, sobre todo, en una vecindad interconectada, donde el odio adquiere mayor visibilidad y el sentido común deviene una ofensa. Aprender a despejar trucos y banalidades para llegar a las esencias, a pensar antes de emitir opiniones o reproducir las ajenas y tomar partido luego de valorar todos los puntos de vista abre el camino virtual a la libertad.

Seis décadas después de la epopeya de «lápiz, cartilla, manual» vale la pena desempolvar libros de Historia y atravesar calendarios para revivir todo lo que damos por sentado, recuperar lo que perdimos en algún punto del camino y tomar conciencia de cuanto tenemos a mano hoy.

Al mismo tiempo somos maestros y aprendices, en el campo y la ciudad. Ahora se abre el diapasón de conocimientos, no como una campaña, sino en un ejercicio continuo de participación y mejoramiento humano.

Como expresó el primer secretario del Comité Central del Partido y presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, durante el III Pleno de la organización, con creatividad, ciencia, trabajo, resistencia y creación vamos por un camino de luz y esperanza. ¿Qué nos espera al final? Otra victoria.

Se han publicado 9 comentarios

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

  • justo

    me gusto mucho este articulo y me pregunto: a quien hay que alfabetizar ahora jjj y quien lo va a hacer?...

    • Juan...

      Estoy de acuerdo con Evelio y Melody Nicole Mitchell Sprouse porque considero que hay que alfabetizar a muchos que las recientes “campañas de universalización” les han propiciado un título que, además de respaldarle el cargo, le garantiza un salario por encima de los que realmente se han ganado el Diploma de Universitario.
      Lamento escribirle que la alfabetización que usted pide nadie la va a realizar porque muchos de los necesitados de “esa alfabetización” son los que tienen en sus manos el destino de grandes comunidades de personas y no tienen tiempo para “superarse” (leer superarse como adquirir los conocimientos que le faltaron por aprender e interiorizar cuando estudiaron).
      Esa es la "nueva pirámide" que ya no sé qué posición tenga porque sigue más invertida que cuando comenzó todo.
      La última “campaña de universalización” la viví en carne propia y les garantizo que muchos de los que se hicieron de un “título de Nivel Superior” no merecían ni la calificación de “desaprobados” y son los que hoy dirigen muchas entidades importantes desde los niveles de base hasta …

  • andres hdez

    Un gran placer volver a leer algo suyo. Me es dificil.no coincidir con sus ideas. Gran problema: Què se ha "perdido en algun punto del.camino"?.Retomarlo necesita un reemplazo poblacional adecuado con proyectos de vida previsibles para los jòvenes aqui, en la isla de Cuba. Saludos desde SS.

  • Evelio

    El gran problema es que estamos llenos de ANALFABETOS FUNCIONALES y por desgracia tienen un titulo o una certificación de estudios y los ponen al frente de alguna actividad y ahí están la toma de malas desiciones que dan al traste con la efectividad de cualquier empresa.
    Y lo peor que allí se añejan y hacen mucho daño a la economía del país.

    • Melody Nicole Mitchell Sprouse

      Bueno Evelio,concuerdo con usted pero la pregunta clave es:
      ¿Cómo es que alcanzan las mejores profesiones y tan altos puestos esos ñames con corbata?....
      La respuesta ya usted la sabe.....shhhhhhh

    • Honesto

      Por eso hay un dicho que dice; El que sabe, sabe. Y el que no es jefe.

  • Daniel Sanchez Gonzalez

    Tengo conexcion?

    • Melody Nicole Mitchell Sprouse

      Bueno Daniel Sanchez gonzales...eso lo debe saber usted no?????

  • cristal

    sras y sres. alguien se ha preguntado cuando alguien se ha echo grande? mmmm! creo q no! indaguen sobre el taoismo, y si es posible sobre el budismo pero el d shaolin... q estas personas sin comer carne hacen lo mejor en artes marciales, adentrense en estos dos temas y veran"