Registro oportuno y mejor control de los recursos

Evalúa Asamblea Provincial del Poder Popular de Villa Clara plan y ejecución del presupuesto al cierre del primer semestre. Rindió cuentas el municipio de Encrucijada.

Segunda sesión ordinaria de la Asamblea Provincial del Poder Popular en Villa Clara.
Alberto López Díaz, presidente de la Asamblea Provincial, abordó temas económicos sobre la ejecución del Presupuesto al cierre del primer semestre del año. (Foto: Ramón Barreras Valdés)
Visto: 1134

La ejecución del presupuesto en el primer semestre de 2018 fue evaluada por los 75 delegados de la Asamblea Provincial del Poder Popular en Villa Clara, con énfasis en las dificultades que afectan su cumplimiento y por un mejor control de los recursos que el Estado pone a disposición del desarrollo de la economía del territorio.

Hubo un sobrecumplimiento del 3,8 % en las ventas netas de bienes y servicios, equivalente a 153.3 millones más que lo planificado, y los gastos corrientes de la actividad presupuestada se enmarcan dentro de los límites planificados.

No obstante, en la Administración Pública quedaron pendientes de entregar subsidios a personas naturales para reparación de sus viviendas por más de un millón y medio de pesos; además, dejaron de ejecutarse acciones del plan de reparaciones y mantenimientos.

Según revela el informe presentado a los delegados por la Comisión de Asuntos Económicos, todos los Consejos de Administración Municipales (CAM) incumplieron con la Contribución Territorial para el Desarrollo Local. Se captaron  20 619 100 pesos, pero dejaron de captarse cerca de 15 000 000, aspecto al que el presidente del Gobierno, Alberto López Díaz, indicó brindarle la mayor atención.

Al respecto enfatizó en la necesidad de que cada delegado exija por el cumplimiento del plan de la economía y que, como afirmó el general de Ejército Raúl Castro, en el ahorro existen reservas de gran significación que no pueden ser desaprovechadas.

Diputada Lina Olinda Pedraza Rodríguez.
Diputada Lina Olinda Pedraza Rodríguez, ministra de Finanzas y Precios. (Foto: Ramón Barreras Valdés)

En tanto, la diputada por el municipio de Ranchuelo y ministra de Finanzas y Precios, Lina Olinda Pedraza Rodríguez, insistió en dos asuntos a los que deberá prestárseles la máxima atención en el segundo semestre: la preparación de la próxima zafra y la atención a los subsidiados.

Afirmó que la venidera contienda azucarera impondrá grandes retos a la provincia, que deberá hacer no una zafra chica en los meses finales del año, sino una zafra grande, ajustando el calendario de inicio a los vaivenes del cambio climático.

Pidió mejorar la atención a las personas subsidiadas, pues el pasado año en Cuba dejaron de ejecutarse 70 000 000 de pesos, por lo que hay que perfeccionar los sistemas de trabajo y ayudar a esas personas a transformar la situación del fondo habitacional; sobre todo, porque  Villa Clara es una de las provincias más envejecidas del país.

No obstante, afirmó la ministra, los villaclareños y sus dirigentes han logrado aglutinarse y resolver las complejas situaciones que la naturaleza impuso en los últimos meses: «Han sabido salir victoriosos y fortalecer la unidad con el pueblo».

En el debate, los delegados insistieron en la necesidad de incrementar los rubros exportables, que ahora son 18 en la provincia. Al respecto, uno de ellos se refirió a que si bien es importante sustituir importaciones, tanto o más, lo es también la exportación de bienes y servicios.

María del Carmen Velasco, delegada del Citma (Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente) en el territorio, reconoció la profundidad del dictamen, pero pidió perfeccionar el proceso inversionista con destino medioambiental, pues hay atrasos en varios proyectos o están paralizados. Puso como ejemplos negativos la paralización del proyecto en la cervecería de Manacas y la no ejecución del previsto en la base pesquera de Caibarién. De igual manera, se refirió a los atrasos en la reconversión tecnológica de la Electroquímica de Sagua, a pesar del chequeo sistemático que se realiza a tan importante industria villaclareña, única de su tipo en Cuba.

Durante la sesión ordinaria rindió cuentas el municipio de Encrucijada, que muestra avances en su gestión gubernamental y ha sabido sobreponerse a los demoledores golpes de la naturaleza tras el paso del huracán Irma y luego las intensas lluvias asociadas a la tormenta subtropical Alberto.

Como ejemplos de cambios positivos en las maneras de vivir y actuar de los encrucijadenses, se expusieron las transformaciones en los Consejos Populares Emilio Córdova y Abel Santamaría.

También fue presentado el informe del desempeño educacional en el curso académico que acaba de finalizar y se aprobó la entrega de la Distinción Personalidad Distinguida a 22 educadores villaclareños de sobresaliente desempeño.

En las conclusiones, Julio Ramiro Lima Corzo, diputado por Sagua la Grande, miembro del Comité Central y primer secretario del Partido en Villa Clara, hizo un reconocimiento a la labor desarrollada por los delegados en este primer semestre del año; en especial, al pueblo villaclareño, protagonista de los éxitos alcanzados, y pidió reforzar el trabajo en cada lugar para hacer realidad el programa Villa Clara con todos.

También hizo un llamado a cumplir con el amplio plan relacionado con el aniversario 60 de la Batalla de Santa Clara y la Campaña de Las Villas, acciones clave en el centro del país, lideradas por el Che, que incluyen no menos de 500 acciones y obras.

Finalmente, Lima Corzo recordó las palabras de Raúl en su reciente intervención el 26 de julio en Santiago de Cuba, cuando expresó que dentro de cinco meses los cubanos estaremos celebrando el aniversario 60 del histórico triunfo del 1.o de enero de 1959, para que los villaclareños no le fallarán nunca a la Revolución.

No hay publicado ningún comentario. Sé el primero en empezar el debate.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.