Provoca «Irma» intensas inundaciones costeras en Caibarién

En la Villa Blanca el mar se internó unos 500 metros tierra adentro, ocasionando numerosos destrozos.

Malecón de Caibarién
Malecón de Caibarién. (Foto: Reuters).
Visto: 1506

En su tránsito por el municipio villaclareño de Caibarién, el huracán Irma provocó numerosas afectaciones, entre ellas, la caída de árboles, luminarias y postes; mientras que numerosos bancos del parque La Libertad habían sido arrancados de sus cimientos.

Según dio a conocer el Consejo de Defensa Municipal de la Villa Blanca, han ocurrido derrumbes de viviendas —parciales y totales—, así como caída de techos y de las redes eléctricas, pero todavía los daños no han sido cuantificados.

Primeras imágenes de Caibarién. (Fotos: Arelys Echevarría Rodríguez).

 Por su parte, los siete centros de evacuación activados cuentan con asistencia médica, alimentos, y tiene garantizadas otras condiciones para atender a las  personasque se encuentran allí, residentes en zonas de vulnerables y de riesgo; mientras que otros fueron acogidos en la casa de familiares y vecinos. En total en ese territorio fueron evacuadas más de 12 000 personas hacia lugares seguros.

Asimismo, por la proximidad del hospital María del Carmen Zozaya a la zona costera y ser propenso a inundaciones, los pacientes ingresados en ese centro asistencial se trasladaron al Policlínico 2, donde reciben similares atenciones, pues de conjunto con los enfermos se reubicó en ese lugar el equipamiento para el diagnóstico, y los riñones artificiales de la Sala de Hemodiálisis de reciente apertura en Caibarién.

El Consejo de Defensa Municipal indicó que las precipitaciones fueron intensas, y se registraron rachas de más de 150 kilómetros por hora y vientos sostenidos de 160, aunque ahora solo se registran lluvias a intervalo.

Se conoció, además, que la emisora Radio Caibarién salió del aire al perder parte de su cubierta por los fuertes vientos, y se  trabajaba en la búsqueda de un local de ETECSA para que pueda restablecer su programación especial para mantener informado al pueblo sobre la trayectoria del huracán Irma y los daños causados en esa localidad.


Caibarién a la espera del ciclón ( 8 de septiembre)

La población de Caibarién, municipio del centro norte de Villa Clara, aguarda con serenidad y protección los primeros embates de los vientos fuertes que trae el huracán Irma, así como su lluvia asociada,  previsto azotar aquí con mayor intensidad antes del amanecer del sábado según su ruta de traslación.

Desde horas tempranas del viernes se evacuaron aquí unos 888 habitantes procedentes, fundamentalmente de zonas bajas y propensas a inundaciones, sobre todo de Reforma, Picadora, Dolores y Refugio. Todos están ubicados en 7 centros de recepción, instalaciones confortables que disponen de atención permanente de médicos, enfermeras y suministros de alimentos y transportes para emergencias.

También 6 926 pobladores fueron concentrados en casas de familias. La cifra total de asistidos, según Yelenis Manzo Quintero, vicepresidenta de la Comisión de Evacuación, asciende a 7 814 habitantes. Informó que 2 400 turistas de la cayería norte se reubicaron con antelación en centros hoteleros de Ciudad de La Habana y Varadero. Un logro del país y de su historia es preservar la vida humana.

Antes de concluir la medianoche la localidad permanecía sin electricidad y los grupos electrógenos funcionaban en centros de la Salud, como la policlínica Pablo Agüero Guedes, instalación que acogió a los ingresados en el Hospital María C Zozaya. También se mantienen en servicios los de Comunicaciones, Orden Interior y sus Puestos de Mando, y activarán los de procesamiento de alimentos tras el paso del huracán.

A esta hora, según los partes Irma tiene categorías  cinco de la escala Saffir Simpson, y tiene reportes de vientos con más de 200 kilómetros por hora y mantiene su movimiento del oeste noroeste cubano.

Las embarcaciones estatales y privadas, del importante puerto villaclareño, quedaron protegidas el Canal de la Macuca, una zona de excelente resguardo.

En la cabecera municipal y áreas periféricas llueve a intervalos y se perciben fuertes vientos. Unos 26 radioaficionados, así como periodistas de la emisora CMHS y la televisora Centro Norte Televisión Caibarién,  ofrecen partes sistemáticos de las condiciones del tiempo, ya degradado,  aunque no hay reportes de elevadas marejadas.

Manzo Quintero resaltó que ante la inminencia del huracán Irma fuerzas de la agricultura cosecharon unas 32 toneladas de viandas y frutas, se desmontaron 14 casas de cultivos y de 6 organopónicos semiprotegidos, y los rebaños animales fueron transportados a lugares altos.

Sin ocurrir el paso del ciclón ya se trazó una estrategia de la etapa recuperativa y la municipalidad dispone de recursos materiales, humanos y combustibles, bien protegidos,  para enfrentar las averías que ocasionen los fuertes vientos. Es el sentir que se percibe en las viviendas, centros económicos y de servicios, todos guarecidos.

La población, por tal razón, se mantiene segura y tranquila para recibir los embates adversos que dejará antes del amanecer el ciclón en su paso por aquí, primer municipio villaclareño que azotará. (Luis Machado Ordetx).