Emociones a la altura del Escambray

El Grupo Teatro Escambray celebró su aniversario 50 este 6 de noviembre, en su tradicional sede de La Macagua en Villa Clara.

Reconocimiento al Grupo Teatro Escambray
El Grupo Teatro Escambray recibió disímiles reconocimientos del Partido y el Gobierno de la provincia y el municipio de Manicaragua, así como del Ministerio de Cultura, entre otros organismos e instituciones. (Foto: Francisnet Díaz Rondón)
Visto: 818

Abrazos, sonrisas y cientos de recuerdos afloraron este martes 6 de noviembre entre fundadores y miembros del Grupo de Teatro Escambray (GTE) quienes se reencontraron en el campamento de La Macagua para celebrar los 50 años de fundada la reconocida agrupación.

Allí, con la presencia de Julio Lima Corzo, miembro del Comité Central y primer secretario del PCC en Villa Clara, y Alpidio Alonso, ministro de Cultura, se evocó la memoria de Sergio Corrieri y su madre Gilda Hernández, ambos raíces y troncos fundadores del GTE en el año 1968, quienes, de cierta forma, también estaban presentes.

Reconocimiento al Grupo Teatro Escambray
Autoridades del Partido y el Gobierno en el territorio, del Ministerio de Cultura, entre otras entidades, asistieron a la celebración de los 50 años del Grupo Teatro Escambray. (Foto: Francisnet Díaz Rondón)

Rafael González, actual director general del GTE, agradeció a ex integrantes e invitados su presencia para compartir la celebración del medio siglo de un colectivo que revolucionó la escena teatral cubana y continúa formando nuevas generaciones de teatristas con el fin de mantener vivo el legado de los fundadores.

Según González, durante sus cinco décadas de existencia el GTE ha estrenado 98 obras, ha realizado más de 7000 funciones y ha superado el millón de espectadores.

Luego de la presentación de la obra Lágrimas de cocodrila, del dramaturgo venezolano Gustavo Ott, protagonizada por cuatro noveles actrices del GTE, el crítico e investigador Omar Valiño resaltó la trayectoria de la cincuentenaria agrupación y rindió honores a Gilda Hernández y Sergio Corrieri, «la capitana y el capitán de esta gran aventura del Escambray», así como a todos los que han formado parte del grupo.

Grupo Teatro Escambray, obra Lágrimas de cocodrila
El GTE se mantiene vital a través de las nuevas generaciones de actores y actrices. En la imagen, una escena de la obra Lágrimas de cocodrila, del dramaturgo venezolano Gustavo Ott. (Foto: Francisnet Díaz Rondón)

Por su parte, la actriz e investigadora brasileña Camila Scudeler presentó y donó al GTE su tesis doctoral, la cual confeccionó sobre la historia y la labor de la agrupación cubana.

En marco de la celebración fue presentado el número 68 de la revista Umbral dedicado a los 50 años de Teatro Escambray, en la que aparecen entrevistas a figuras esenciales como Sergio Corrieri, el actor y dramaturgo Sergio González, cofundador del grupo, y al actual director Rafael González.

Presentación de la Revista Umbral
Presentación del número 68 de la revista Umbral dedicado a los 50 años de Teatro Escambray. (Foto: Francisnet Díaz Rondón)

Igualmente, se halla una carta de la intelectual Graciella Pogollotti dedicada al GTE, y textos del teatrólogo Juan Carlos Arencibia, la escritora Iliana Pérez Raimundo y Omar Valiño, entre otros.

Fernando Hechevarría y Sergio González
Muchas emociones emergieron con el reencuentro de viejos compañeros del GTE. En la imagen, los actores Fernando Hechavarría (izquierda) y Sergio González. (Foto: Francisnet Díaz Rondón)

Varios de los ex miembros del colectivo teatral manifestaron su sentir sobre el significado que para cada uno de ellos representa el GTE.

Sergio González, quien se mantuvo activo por 42 años, expresó que el GTE lo hizo una mejor persona, tanto profesional como humanamente.

«Me hizo mucho más humano y querer mucho más a la gente. Me hizo comprender que el teatro es un arte colectivo y hay que hacerlo con mucha camaradería, relación de trabajo, respetarse mutuamente unos a los otros y, sobre todo, tener mucha disciplina y rigor para lograr lo que uno quiere con el arte de hacer teatro», resaltó.

Por su parte, Flora Lauten dijo sentirse alegre de estar nuevamente en el Escambray y recordar los años iniciales donde se curtió como teatrista junto a los demás compañeros y amigos.

El Grupo Teatro Escambray recibió disímiles reconocimientos del Partido y el Gobierno de la provincia y el municipio de Manicaragua, el Ministerio de Cultura, la Dirección Provincial de Cultura, la Uneac, entre otros organismos e instituciones.

Se han publicado 1 comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

  • omar Hernández Rivero

    Muchas felicidades para el GTE y a todos los amigos que tengo por La macagua. Son ejemplo para los artistas cubanos.