Tradición, lluvia y Verbena

Cada 12 de agosto, los santaclareños homenajean a la patrona de su ciudad.

Verbena Calle Gloria, Santa Clara
A las 9:00 a.m., dirigentes del Partido y el Gobierno, junto al pueblo, transitaron tras la Banda Provincial de Concierto hasta el Cuartel de Bomberos. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Visto: 653

Otro 12 de agosto aderezado por la tradición y la historia de Santa Clara. Otro 12 de agosto en que los pilongos marchan en peregrinaje para rendir tributo a la patrona de la ciudad.

Como es hábito, el pueblo tomó la calle Gloria para festejar una de las tradiciones más arraigadas en el acervo cultural santaclareño.

Cada año la misma rutina que no cansa a sus seguidores, que hablan de ella con orgullo de ser jueces y partes del evento. «Tradición, historia y cultura», me comenta un anciano con la convicción de un sabio que comparte sus ideas.

A las 9:00 a.m., dirigentes del Partido y el Gobierno, junto al pueblo, transitaron tras la Banda Provincial de Concierto hasta el Cuartel de Bomberos. La alegría, el jolgorio, las ganas de celebrar.

Nuevamente fue Marta Anido quien anunció los ganadores de los tradicionales concursos a la mejor familia, la mejor ventana, la mejor puerta de la mejor ciudad del mundo. También Marta reconoció a quienes más han hecho por la cultura comunitaria durante estos 12 meses.

Marta Anido e Hilda Cárdenas Conyedo
Marta Anido (derecha) e Hilda Cárdenas Conyedo, periodista. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)

Los niños fueron protagonistas. Ellos, los herederos de una historia de 330 años y los eternos protegidos de la Gloriosa Santa Clara de Asís. Y así, con el sol mañanero, los pequeños aprendieron sobre la Verbena, sobre su ciudad y sobre sus tradiciones.

Y si de tradiciones se trata, no faltaron la venta de vinos, de dulces caseros, las ofertas gastronómicas y el Quinteto Criollo, como representación de lo mejor de nuestra cultura local.

Quinteto Criollo
El Quinteto Criollo, representación de lo mejor de nuestra cultura local. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)

Y la lluvia limpia y curadora tampoco pudo ausentarse a la fiesta, porque ella es una de las viejas invitadas, de las que no falla, de las que cada 12 de agosto entona su musical sonido en la Verbena de la calle Gloria, para bautizar a los hijos de Santa Clara.

No hay publicado ningún comentario. Sé el primero en empezar el debate.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.