Díaz-Canel: Lo que evitará el contagio es el trabajo coherente

En la reunión encabezada por el presidente cubano, se informó que este viernes 20 de marzo serán dadas a conocer nuevas medidas en Cuba para reforzar el enfrentamiento al COVID-19.

Presidente de la República de Cuba, MIguel Díaz-Canel.
Miguel Díaz-Canel Bermúdez, presidente de la República de Cuba. (Foto: Estudios Revolución)
Visto: 1262

El presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, encabezó este jueves una extensa y útil jornada de trabajo a través de videoconferencia con las máximas autoridades de las provincias y del municipio especial Isla de la Juventud, en la que se definieron nuevas medidas para reforzar el enfrentamiento a la COVID-19 en Cuba, donde ya se contabilizan 16 casos confirmados.

Las medidas, que serán detalladas este viernes en la Mesa Redonda, están dirigidas a estrechar la vigilancia epidemiológica sobre todos los viajeros que arriben al país, así como el reforzamiento de otras acciones sanitarias encaminadas a minimizar el riesgo de transmisión dentro del territorio nacional. Incluyen, además, decisiones sobre el comercio, la gastronomía, el transporte, el tratamiento laboral, salarial y de seguridad social, y adecuaciones tributarias, entre otros asuntos encaminados a la protección de la población ante la amenaza del nuevo coronavirus.

José Ángel Portal Miranda, ministro de Salud Pública. (Foto: Estudios Revolución)

El ministro de Salud Pública, José Ángel Portal Miranda, explicó que entre las decisiones aprobadas está la vigilancia a través del ingreso domiciliario y restricción de movimientos durante 14 días en el hogar, para los viajeros que permanezcan en residencias particulares en Cuba, siempre y cuando no presenten síntomas respiratorios. De tenerlos serían ingresados en la institución de salud designada. Esto se aplicará también a los convivientes de los viajeros que regresen al país.

En el caso de los turistas, se favorecerá el alojamiento en los hoteles, donde están todas las condiciones para incrementar la vigilancia clínico-epidemiológica y la supervisión médica.

Sobre las nuevas medidas que se ponen a punto, el Presidente Díaz-Canel subrayó que lo más importante es el rigor, el trabajo y el comportamiento de todos. «El país, el Partido, el Gobierno y las instituciones están responsabilizadas con preservar la vida y la salud de nuestro pueblo, y también con ser solidarios y cooperar con los que necesitan apoyo en el mundo, en lo que esté a nuestro alcance, porque nosotros hemos defendido que Patria es humanidad».

Comentó que han existido en el mundo muchas manifestaciones de xenofobia, despecho, discriminación, egoísmo, y esa no es la filosofía de nosotros. En medio de una situación compleja, destacó, tenemos que expresar los mejores valores del pueblo cubano, que no son ni el egoísmo ni el maltrato. «En consecuencia, vamos a seguir actuando».

Aseguró Díaz-Canel que «lo que va a evitar el contagio, no es el miedo; lo que va a evitar el contagio es que trabajemos coherentemente con las cosas que nos hemos planteado, con las cosas que están en el Plan».

Para eso, agregó, «nosotros tenemos fortalezas suficientes, desde la voluntad política y la experiencia del Partido, del Gobierno y de la Revolución, hasta todas las otras cosas que tenemos como construcción: nuestro sistema de Defensa Civil, nuestro sistema de Salud, nuestras organizaciones de masas y, lo fundamental, nuestro pueblo que entiende y va a apoyar todo esto. Nosotros tenemos que ser capaces de viabilizarlo, de orientarlo, de explicarlo y de convocar».

Reunión de análisis sobre el COVID-19.
Las medidas, que serán detalladas este viernes en la Mesa Redonda, están dirigidas a estrechar la vigilancia epidemiológica sobre todos los viajeros que arriben al país, así como el reforzamiento de otras medidas sanitarias encaminadas a minimizar el riesgo de transmisión dentro del territorio nacional. (Foto: Estudios Revolución)

Según se actualizó en la reunión, en Cuba están ingresados para vigilancia epidemiológica 523 pacientes, de ellos 159 extranjeros y 364 cubanos. Este jueves cinco estudios para Covid-19 dieron positivos, los que se suman a los 11 ya confirmados con anterioridad. Los nuevos enfermos son un ciudadano francés; un italiano; una cubana que trabaja en un crucero y procedía de Italia; un español; y un canadiense.

Detalló Portal Miranda que, de los 16 pacientes diagnosticados con la enfermedad, uno falleció y los otros 15 presentan una evolución clínica estable. Sus contactos directos se encuentran en vigilancia activa, sin incidencias hasta el momento de redactar esta información.

En el mundo, las cifras alcanzan los 213 255 casos confirmados de Covid-19 y los 8 843 fallecidos. La Organización Mundial de la Salud reporta la enfermedad en 153 países, con una letalidad que ya llega al 4,15 %. Específicamente en las Américas, están afectados 30 países y seis territorios de ultramar.

Ante la compleja situación que rodea a la Isla, el primer ministro Manuel Marrero Cruz indicó reforzar aún más el control sanitario en los aeropuertos, puertos y marinas de todo el país, así como incrementar la pesquisa activa en las comunidades, centros de trabajo, escuelas y círculos infantiles. Se refirió al alto costo social y económico de esta pandemia que azota al mundo entero, por lo cual Cuba tiene que seguir trabajando por etapas, sin desespero ni improvisación, con mucha firmeza. 

Se han publicado 2 comentarios

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

  • kmelot

    Una persona X se enferma hoy, pero lo sabrá dentro de 14 dias, esa persona piensa que está bien y contagia a 10 personas más que lo sabrán dentro de 14 días, esas 10 personas que aparentemente aun no tienen síntomas contagian a otras 100 personas que lo sabrán dentro de 14 días. Nadie sabe que esa bien y así se multiplica el virus. Italia cuando tenia apenas 20 casos propuso la cuarentena y muchos se rieron y salieron a la calle y un mes mas tarde sobrepasan los mil muertos. No es el momento de pensar que lo sabemos todo, que tenemos todo bajo control, que poseemos el mejor sistema de salud del mundo, que tenemos garantizada la medicación y la asistencia. Es el momento de tomar medidas con aquellos que arriban al país que son los que portan el virus. No se trata solo de evitar el contagio a los cubanos, el simple hecho de aislarte por sospechoso o por ser un contacto de la persona infectada incurre en molestias, incomodidad e insertidumbre en la población. Estoy seguro que ninguno de los 368 cubanos que se encuentran aislados quiere estar en estos momentos separado de su familia, sin asistir al trabajo o sin hacer su rutina diaria. Nuestra sociedad tiene una población envejecida y en medio de carencias que impiden una correcta alimentación e higiene. Dentro de 3 semanas es mejor sentirnos ridículos por haber
    exagenrado a sentirnos estúpidos y arrepentidos de no haber actuado a tiempo.

  • Marcos

    Que tal si en vez de consignas comenzamos a eduacar a nuestro pueblo como evitar el contagio, para predicar con el ejemplo aquíles va un tip que puede ayudar, recomiendenle a todo el mundo a no usar la mano dominante (El zurdo que use la derecha y el derecho que use la izquierda), que ventaja tiene esto que parece tan sencillo, pues bien debemos abrir las puertas, de los carros, casas, etc y todo lo que vayamos a hacer consientemente con la mano opuesta, porque si en un acto reflejo (inconciente) nos tocamos la cara siempre lo hacemos con nuestra mano dominante y así corre menos riesgo de estar infestada, esto funcionó en Corea del sur, uno de los pocos paises que supo combatir con éxito contra el coronavirus y lo hizo con disciplina.