Alertas ante la COVID-19 y la situación meteorológica

El Grupo Temporal de Trabajo del Gobierno para el control de la COVID-19 analizó el curso de la epidemia en Cuba, así como la situación meteorológica, por la posible trayectoria de la depresión tropical No.14 para el occidente y la tormenta tropical Laura hacia el oriente. 

Reunión de análisis de la COVID-19 en Cuba, encabezada por el presidente, Miguel Díaz-Canel el 21 de agosto de 2020.
(Foto: Estudios Revolución)
Visto: 519

El presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, indicó este viernes mantener una observación temprana sobre la situación meteorológica que amenaza al país, por la posible trayectoria de la depresión tropical No.14 en el occidente y la tormenta tropical Laura para el oriente, todo ello en medio del enfrentamiento a la epidemia de la COVID-19, lo cual supone un reto mayor para la nación.

Al encabezar la reunión del Grupo Temporal de Trabajo del Gobierno para el control del nuevo coronavirus, el mandatario intercambió con el Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil sobre la necesidad de dar seguimiento a ese complejo escenario para activar con tiempo las fases correspondientes. Hay que contactar con cada una de las provincias, precisó, para ir alertando y comprobando qué nivel de puntualización se ha hecho sobre las medidas para proteger a la población.  

El general de división Ramón Pardo Guerra, jefe de ese órgano, explicó que lo más importante del sistema que afectará a la zona occidental «son sus áreas de nublados con lluvias fuertes, la zona más externa de la depresión tropical afectará la Isla de la Juventud y la parte sur del occidente del país». Acerca de la tormenta tropical Laura, comentó que «aunque existe incertidumbre en la trayectoria, se debe prestar atención a su evaluación, pues se aprecia la posibilidad de que, desde la mañana del domingo 23 de agosto, comiencen a aproximarse al extremo oriental del país las áreas de lluvias», advirtió Pardo Guerra.  

Este escenario, reiteró, es más complejo, pues se une la situación meteorológica con la epidemia de la COVID-19 y no puede, por ejemplo, resguardarse en los mismos centros de evacuación la misma cantidad de personas que en otros momentos. «Hay que mantener el aislamiento físico y extremar las medidas higiénicas y sanitarias», apuntó.

Sobre el curso de la epidemia en el territorio nacional, el ministro de Salud Pública, José Ángel Portal Miranda, acotó en la reunión que se sigue superando la cifra diaria de pruebas PCR, la cual llegó al nuevo récord de 5224, con 17 muestras positivas. En el país se mantienen ingresados, señaló, 540 casos confirmados con la enfermedad.

De los 3582 pacientes diagnosticados con el SARS-CoV-2 desde el pasado 11 de marzo, el 82,4% se encuentra ya recuperado. En estos momentos el número de personas en estado grave y crítico asciende a 10 y 3, respectivamente, lo cual sigue indicando lo peligroso de la enfermedad. Este viernes se lamentó el fallecimiento de una paciente de 67 años de edad, con lo cual se eleva a 89 la cantidad de personas que han perdido la vida en Cuba a causa de la COVID-19.

Al informar sobre la situación epidemiológica de la capital, el gobernador Reinaldo García Zapata significó que en la última jornada se estudiaron 3556 muestras PCR, que confirmaron solo cinco casos positivos, cifra que ha ido descendiendo de manera sensible en la ciudad.

Sobre el manejo hospitalario refirió que se mantienen 370 pacientes confirmados con la COVID-19 en las instituciones de la capital. Se otorgaron en el día 170 altas médicas, de ellas 45 a personas recuperadas del SARS-CoV-2. «Tenemos 51 pacientes con más de diez días hospitalizados, por lo que en lo sucesivo la tendencia debe ser a que todos los días vayamos incrementando el número de altas».

Destacó que se «abrió el hospital Julio Trigo, para enfermos de COVID-19; tiene todas las condiciones para empezar a recibir pacientes en el momento que se decida; y también el hospital Leonor Pérez para el ingreso de los niños. Se trabaja con intensidad para, en el fin de semana, abrir otras salas del hospital de San Miguel del Padrón».

García Zapata confirmó que en La Habana se sigue velando por la disciplina y en las últimas horas se ha actuado contra conductas irresponsables de choferes que circulan por la ciudad sin la autorización debida. Asimismo se han detenido a varias personas por realizar fiestas y hacer un uso indebido de las piscinas particulares en esta etapa de transmisión autóctona de la enfermedad en que se encuentra la capital.

En la sesión de este viernes rindieron cuenta las autoridades de Artemisa, provincia que continúa dando seguimiento a los tres eventos de transmisión local que aún tienen abiertos, con especial interés en el de la Empresa de Construcción y Montaje de la Zona Especial de Desarrollo Mariel, que ha seguido reportando casos, tres en la última jornada para un total hasta la fecha de 104 enfermos confirmados.

Desde Pinar del Río se conoció que el evento de transmisión generado en el municipio La Palma, que guarda relación epidemiológica con el de Mariel, hasta el cierre de esta información sumaba 27 casos. En esa zona, que agrupa a dos consejos populares con una población de 7759 personas, se mantiene establecido un régimen de cuarentena.

En la reunión intervinieron también las autoridades de Las Tunas, que contabiliza cinco casos activos, asociados a un niño que se contagió en La Habana; así como las de Granma, que mantiene en cero su tasa de incidencia y transita con normalidad por la fase tres de la recuperación.

Por último, desde Holguín se informó a la dirección del país sobre la tormenta local severa que en la tarde del 19 de agosto dañó 132 viviendas del municipio de Cacocum, sobre todo en sus techos. La recuperación está en marcha y el presidente Díaz-Canel indicó no acumular los problemas y cerrar lo más rápido posible las afectaciones.    

 

No hay publicado ningún comentario. Sé el primero en empezar el debate.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.