Dos nuevas medidas para dinamizar a la empresa estatal socialista

Las medidas están relacionadas con el perfeccionamiento del sistema de retribución por el trabajo aportado y al funcionamiento de las micro, pequeñas y medianas empresas estatales.

Alejandro Gil Fernández, ministro de Economía de Cuba.
Alejandro Gil Fernández, vice primer ministro y ministro de Economía y Planificación. (Foto: Estudios Revolución)
Visto: 886

Dos medidas aprobadas para seguir transformando a la empresa estatal fueron presentadas por el vice primer ministro, Alejandro Gil Fernández, bajo el planteamiento de que esta es el sujeto principal de nuestro modelo económico.

Estas dos medidas, acotó, están sujetas también a la elaboración de normas jurídicas que se encuentran en un proceso de conciliación: una elimina la obligación de utilizar la escala salarial para el pago del salario en las empresas estatales, y la otra se refiere al diseño de cómo funcionará una micro, una pequeña y una mediana empresa estatal en su estructura jurídica y su relación con su dueño.

Durante su intervención en el espacio televisivo Mesa Redonda, el también titular de Economía y Planificación reiteró que, recientemente, en sesión del Consejo de Ministros, se aprobó el proceso de perfeccionamiento de los actores económicos, que incluye al sector estatal y al sector no estatal.

Gil Fernández comentó que, en el caso de la primera medida, correspondiente al perfeccionamiento del sistema de retribución por el trabajo aportado –cómo se cobra el salario en la empresa estatal socialista– «hemos venido dando pasos con la modificación del sistema de pago. Se incorporó la distribución de la utilidad como ingreso móvil de los trabajadores y fuimos flexibilizando el proceso de distribución de las utilidades, entre otras, para potenciar un mayor vínculo entre el resultado del trabajo y el salario percibido por los trabajadores».

De igual forma, acotó, hemos venido avanzando, a tono con los acuerdos del 8vo. Congreso del Partido Comunista de Cuba, de remover la empresa estatal socialista, y «hemos llegado a un consenso en el Gobierno sobre una medida de la cual no se tienen antecedentes, que consiste en eliminar la obligación de la escala salarial para el pago de salario en las empresas estatales».

Precisó que esta es una medida de gran calado, de profundidad, que dota de mayor autonomía y responsabilidad a la dirección de la empresa estatal, a partir del fondo salarial que se establece. Agregó que se analizó con la academia, se evaluaron los riesgos y se prevé «que tenga un impacto muy favorable en el sector estatal empresarial, y debemos ir poco a poco».

En este sentido, agregó que deben ser empresas que tengan una contabilidad, una organización, un desarrollo en la gestión de los recursos humanos y un control interno adecuado, que permitan ir probando y después generalizar, con la pretensión de llegar a todas, pero «no estamos contra el reloj».

Aclaró que esta medida no se hace «para que a partir del día en que la empresa entre en el sistema todos los trabajadores ganen más, pues seguirá bajo el mismo principio de que se gana más mientras más riqueza se crea, más eficiente se es y mientras más se aporte al Estado, con un patrón de razonabilidad y sentido económico».

El Vice primer ministro recalcó que, para este proceso, el director de la empresa tendrá que diseñar su sistema de pago con el consejo de dirección, en intercambio con la sección sindical.

Cuando se habla del perfeccionamiento y ampliación del trabajo en el sector no estatal, señaló, una de las indicaciones es no descuidar la empresa estatal desde el punto de vista de la autonomía, pues tenemos que ir en paralelo.

En el sector no estatal hay determinada libertad para fijar la cuantía del dinero que se paga a los trabajadores, un proceso que, con esta medida, se incorporará en la gestión del funcionamiento de la empresa estatal socialista.

El Vice primer ministro explicó que «tenemos que crear las condiciones. Riesgos existen, pero en la visión de estremecer la empresa, el hacer cosas diferentes que tengan impacto».

Hacer más flexibles las micro, pequeñas y medianas empresas

La segunda medida, enfatizó, tiene que ver con la manera de operar las micro, pequeñas y medianas empresas (Mipyme) en el sector estatal, como parte también del fortalecimiento de la empresa estatal socialista.

Destacó que, en el caso de la Mipyme no estatal, el «dueño» es una persona natural, mientras que en la Mipyme sería el Estado, que tiene que hacerse representar por una persona jurídica».

Gil Fernández comentó que, «hemos evaluado varias alternativas y esto se hará a través de unidades presupuestadas, empresas, organizaciones superiores de dirección empresarial, centros científicos y universidades que puedan actuar como socios de Mipymes estatales.

Nuestra concepción de la Mipyme no es de subsistencia, manifestó, sino una empresa que tenga un alto valor agregado con nivel profesional y «el sector estatal lo estamos concibiendo con esa premisa».

Destacó que, «al identificar un dueño de la Mipyme estatal, estamos llevando a la práctica una concepción que es la separación de funciones entre la propiedad y la gestión, proceso bien definido, que se llevará a cabo aplicando el diseño de propietario y la función de la Mipyme estatal con autonomía en su gestión».

Estas dos medidas, que están en la agenda del Gobierno, van a aportar a la empresa estatal socialista mayor dinamismo, y «vamos a avanzar en ese papel dominante que tiene que jugar en nuestro modelo económico».

Cuestiones jurídicas a implementar

En el caso de las normas jurídicas que amparan estas medidas, el Vice primer ministro precisó que hay seis decretos-leyes, un decreto y 16 resoluciones que competen a ocho organismos.

Precisó que, «estamos en la recta final del proceso de conciliación de las normas, emisión de las mismas, capacitación y el diseño de implementación de la Mipyme, el trabajo por cuenta propia como lo hemos concebido, y las cooperativas agropecuarias».

Recalcó que están creadas las condiciones para concluir, en las próximas semanas, el proceso de circulación y, una vez que termine el mismo, irán al Consejo de Estado, para, en lo que resta del mes de julio, poder estar en capacidad de terminar este proceso.

Acotó que este paquete de medidas evidencia la voluntad política de avanzar en la agenda del Gobierno, la cual impulsa las transformaciones para bien de la economía.

 

Se han publicado 2 comentarios

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

  • Santuario

    Que bueno que le estamos dando en valor que lleva el concepto de revolución de nuestro querido Comandante FIDEL, pero debe ser una medida que sea una camisa para cada Empresa del tamaño que tenga, como se conoce de los Empresarios del mundo, que no debe sabrepasar el personal indirecto a la producción con respecto a los productivos de entre un 15% y un 18% como máximo para que cada cual reciba la remuneración que le corresponde a cada uno.
    VIVA CUBA LIBRE

  • Lázaro El Profe

    Sobre la intervención de Alejandro Gil
    1) El Ministro olvidó mencionar una esencia en la selección de las Empresas estatales y es la garantía de la disponibilidad de los Insumos para el ejercicio de la actividad empresarial pues no debemos aprobar una Pyme que necesite luego de un ejercicio explicar que el Bloqueo no permitió alcanzar los resultados esperados. Además, si buscamos resultados productivos de alto valor agregado hay que comenzar en empresas con una fuerza laboral calificada y solo la necesaria y con un sistema de calidad que hoy se desconoce en la gran mayoría de las empresas cubanas.
    2) Hemos pintado antes tan compleja la determinación de los salarios que ahora resulta más difícil creer que las muchas empresas disponen de la capacidad de determinarlos sabiamente.
    3) No se trata de una experiencia, cuya acepción está más relacionada con el pasado, se trata de un ensayo-error como los muchos y fallidos que hemos emprendido no solo por su mala concepción sino por las gavetas. Los no estatales están en ventaja pues la montaña de libros escritos sobre el tema en el Mundo Capitalista supera el Monte Everest y para ellos lo novedoso solo pueden ser las restricciones que le impongamos normativamente para su desempeño como es el caso de la limitación de su crecimiento ab initio comparable a la espada de Damocles pendiendo sobre su cabeza y el Mandamiento de ¨ ¡NO CRECERÁS!” en lugar de, por ejemplo, ¨Crecerás formando parte de una Empresa mixta con el estado¨ y regirá entonces el principio de ganar- ganar y la confirmación de la idea de que estamos de acuerdo con su existencia, crecimiento y desarrollo.
    4) Me quedé con el deseo de oír (tengo la grabación en video) los argumentos, al menos teóricos, sobre las ventajas de la creación de las Pymes, pues en cualesquiera de las publicaciones sobre ellas se comienza o se termina diciendo las VENTAJAS y DESVENTAJAS que tienen.
    Es importante conocer las ventajas que presentan las pequeñas empresas para poder considerar su estudio y así lo muestra (Longenecker, 2001).
    1. Tienen gran capacidad para generar empleos, absorben una parte importante de la población económicamente activa;
    2. Asimilan y adaptan con facilidad tecnologías de diverso tipo, o producen artículos que generalmente están destinados a surtir los mercados locales y son bienes de consumo básico;
    3. Se establecen en diversas regiones geográficas, lo cual les permite contribuir al desarrollo regional
    4. Mantiene una gran flexibilidad por lo que se adaptan con facilidad al tamaño del mercado, aumenta o reducen su oferta cuando se hace necesario.
    5. El personal ocupado por empresa es bajo, por lo cual el gerente – que generalmente es el dueño – conoce a sus trabajadores y empleados, lo que le permite resolver con facilidad los problemas que se presenten.
    6. La planeación y organización del negocio no requiere de grandes erogaciones de capital, inclusive los problemas que se presentan se van resolviendo sobre la marcha;
    7. Mantienen una unidad de mando, lo que les permite una adecuada vinculación entre las funciones administrativas y las operativas;
    8. Producen y venden artículos a precios competitivos, ya que sus gastos no son muy grandes y sus ganancias no son excesivas;
    9. Existe un contacto directo y personal con los consumidores a los cuales sirve;
    10. Los dueños, generalmente tienen un gran conocimiento del área que operan, permitiéndoles aplicar su ingreso, talento y capacidades para la adecuada marcha del negocio.
    Las desventajas de las pequeñas empresas que nos muestra Longenecker (2001) permite analizar las fallas y las oportunidades que se presentan en estas empresas para su estudio.
    1. Les afecta con mayor facilidad los problemas que se suscitan en el entorno económico como la inflación y la devaluación.
    2. Viven al día y no pueden soportar períodos largos de crisis en los cuales disminuyen las ventas.
    3. Son más vulnerables a la fiscalización y control gubernamental, siempre se encuentran temerosos de las visitas de los inspectores;
    4. La falta de recursos financieros los limita, ya que no tienen fácil acceso a las fuentes de financiamiento.
    5. Tienen pocas o nulas posibilidades de fusionarse o absorber a otras empresas; es muy difícil que pasen al rango de medianas empresas;
    6. Mantienen una gran tensión política ya que los grandes empresarios tratan por todos los medios de eliminar a estas empresas, por lo que la libre competencia se limita o de plano desaparece.
    7. Su administración no es especializada, es empírica y por lo general la llevan a cabo los propios dueños.
    8. Por la propia inexperiencia administrativa del dueño, éste dedica un número mayor de horas al trabajo, aunque su rendimiento no es muy alto.
    Otro punto importante es considerar las ventajas de las medianas empresas para que nos permita diferenciar con las pequeñas empresas y su valor dentro del estudio según (Longenecker, 2001).
    1. Cuentan con una buena organización, lo cual les permite aplicarse y adaptarse a las condiciones del mercado y de la creciente población;
    2. Tiene una gran movilidad, permitiéndoles ampliar o disminuir el tamaño de la planta, así como cambiar los procesos técnicos necesarios.
    3. Por su dinamismo tienen posibilidades de crecimiento y llegar a convertirse en una gran empresa.
    4. Absorben una porción importante de la población económicamente activa, debido a su gran capacidad para generar empleos.
    5. Asimilan y adaptan nuevas tecnologías con relativa facilidad.
    6. Se establecen en diversas regiones del país y contribuyen al desarrollo local y regional por sus efectos multiplicadores.
    7. Cuentan con una buena administración, aunque en muchos casos influenciada por la opinión personal de o los dueños del negocio.
    Estas son las desventajas de la mediana empresa que Kast y Rosenzweig (1996) nos permite conocer para desarrollar oportunidades, ya que con los datos propuestos se conoce más la importancia de este estudio.
    1. Mantienen altos costos de operación.
    2. No se reinvierten las utilidades para mejorar el equipo y las técnicas de producción.
    3. Sus ganancias no son muy elevadas; por lo cual, muchas veces se mantienen en el margen de operación y con muchas posibilidades de abandonar el mercado.
    4. No contratan personal especializado y capacitado por no poder pagar altos salarios.
    5. La calidad de la producción no siempre es la mejor, muchas veces es deficiente porque los controles de calidad son mínimos o no existen.
    6. No pueden absorber los gastos de capacitación y actualización del personal, pero cuando lo hacen, encuentran el problema de la fuga de su personal capacitado.
    7. Sus posibilidades de fusión y absorción de empresas son reducidas o nulas.
    8. Algunos otros problemas que enfrentan en forma cotidiana las medianas empresas son: ventas insuficientes, debilidad competitiva, mal servicio, deficiente atención al público, indiferencia frente a las quejas, precios altos o productos de mala calidad, activos fijos excesivos, mala ubicación de sus plantas, descontrol de inventarios, problema en el pago de impuestos, problema con los inspectores, falta de financiamiento adecuado y oportuno, entre otros.
    Sobre esta parte no digo más pues sería muy especulativo
    Sobre los Dueños digo muy poco. Recuerdo la categoría económica e ideológica del Profesor Alemán de la escuela provincial del Partido, citada por él muchas veces a lo largo del libro: PRODUCTOR –PROPIETARIO, deseo tan pretendido como no logrado y ahora llega la de Dueño o Propietario y Administrador tomada sin lugar a dudas de las grandes empresas capitalistas en las que tal estatus se cumple casi a la perfección o desaparecen.
    La Propiedad, puede discutirse teóricamente, no es una función, es una condición o una capacidad que se ejerce para decidir sobre el objeto de la propiedad y de sus componentes, reitero no lograda hasta ahora como condición de ejercicio del Socialismo. Mientras la decisión esté en manos de unos y la afectación no tenga consecuencias sobre el Decisor no hay obligación de Dueño. La categoría Dueño implica responsabilidad elevada sobre el cumplimiento de los Objetivos y la misma responsabilidad por responder ante sí mismo en primer lugar y otros por los resultados.
    El Dueño no es una invención del Socialismo, el Dueño es el resultado del desarrollo histórico de la Sociedad y la aparición de la propiedad privada. Por decreto no se crean los Dueños.
    Roguemos al Señor que la normativa integrada por los seis Decretos leyes, un Decreto y las dieciséis Resoluciones abonen el camino exitoso hacia el imprescindible crecimiento económico de Cuba.
    Deploro que la novedad de estas nuevas buenas no permitan predecir ¿CUÁNDO)
    En otro momento escribo las referencias bibliográficas y lo aclaro para que no se piense que tengo pretensiones de plagio, además los entendidos me perdonarán y si insisten en tal que vengan frente al Campo Sport, con nasobuco y una memoria para copiárselas sin brindarle café.