Condecorados cooperativistas villaclareños

Durante el acto de entrega de la medalla Romárico Cordero, los campesinos ratificaron sus compromisos por el aniversario 60 del Primer Congreso Campesino en Armas.

Condecoraciones Anap
El monumento a la Acción Contra el Tren Blindado, emblemático e histórico sitio de la capital villaclareña, sirvió de escenario para entregar la medalla Romárico Cordero. (Foto: Ernesto Alejandro/ CMHW)
Visto: 937

El Consejo de Estado, a propuesta del Buró Nacional de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (ANAP) otorgó la Medalla Romárico Cordero a cooperativistas villaclareños con un quehacer encomiable.

Entre los galardonados destaca Olivia González Cheng, presidenta, hace 18 años, de la Cooperativa de Créditos y Servicios Horacio Rodríguez, de Placetas; quien recibió la distinción de manos de Neisy Santos Silva, presidenta de la organización campesina en el territorio.

Condecoraciones Anap
La medalla Romárico Cordero, que otorga el Consejo de Estado de la República de Cuba, fue otorgada a los dirigentes de base Olivia González Cheng, Arturo Sotuyo Pontigo, Pablo Domínguez Beltrán y Fermín González Beltrán. (Foto: Ernesto Alejandro/ CMHW)

González Cheng declaró a Vanguardia que «esta distinción premia sobremanera el trabajo de todos los cooperativistas enfrascados en dar al pueblo la comida que necesita. Nuestra CCS ha aportado en lo que va de año más de 1000 toneladas de carne de cerdo en pie y 500 000 litros de leche, lo cual nos enorgullece».

De igual modo, fue entregada la distinción Antero Regalado y el Sello Aniversario 60 del Congreso Campesino en Armas a personalidades, cuadros, trabajadores y ex dirigentes que realizan importantes aportes al desarrollo agropecuario del país.

Jesús condecorado por Anap
Nuestro colega de la Reina Radial del Centro Jesús Álvarez López, fue uno de los galardonados con el sello Aniversario 60 del Congreso Campesino en Armas. (Foto: Ernesto Alejandro/ CMHW)

Entre los condecorados se encuentran Jesús Álvarez López, periodista que atiende el sector campesino en la CMHW, y Sergio Rodríguez Morales, director del Instituto de Investigaciones en Viandas Tropicales (Inivit), centro dedicado a la investigación, desarrollo y producción de semillas de viandas tropicales y fruta bomba, y responsabilizado en la conservación, ampliación y caracterización de los recursos fitogenéticos de todas las especies de raíces, rizomas, tubérculos tropicales, plátanos y bananos en Cuba.

El acto de condecoración también resultó idóneo para que los anapistas villaclareños ratificaran sus débitos productivos en saludo al aniversario 60 del Primer Congreso Campesino en Armas, celebrado el 21 de septiembre de 1958 en Soledad de Mayarí Arriba, en la entonces provincia de Oriente.

Condecoraciones Anap
(Foto: Ernesto Alejandro/ CMHW)

Se han publicado 1 comentario

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

  • Pedro Luis González Domínguez

    Los campesinos sufrían
    de las penurias y el mal
    y en el callejón real
    humildemente vivían;
    como animales morían
    sin recibir atención,
    pero una revolución
    triunfaba llena de gloria
    para rescatar la historia
    triste de aquel callejón.

    Aquel primero de enero
    la revolución triunfaba
    salvo al guajiro que estaba
    al borde del desespero,
    Fidel preciso, certero
    libró al guajiro del mal
    ya no hay más guardia rural,
    candela ni desalojos
    se acabaron los despojos
    y abusos del mayoral

    Triunfó la revolución
    proceso digno y humano
    que llevo al campo cubano
    la luz de la educación.
    Subió la televisión
    a la cima del Turquino
    y exhibe el traje más fino
    desde su encumbrada altura
    elevando la cultura
    integral del campesino.

    Pasó el otrora camino
    de la pesadilla al sueño,
    felizmente se hizo dueño
    de la tierra el campesino;
    cambiaba así su destino,
    …era la revolución.
    Hoy ven por televisión
    plenos de comodidades
    las duras calamidades
    de aquel triste callejón.

    Ing. Pedro Luis González Domínguez.