PLOMAC: empresa villaclareña a la vanguardia del país

Con 15 Unidades Empresariales de Base (UEB), distribuidas en los trece municipios villaclareños, PLOMAC encauza una estrategia productiva en estrecho vínculo con la ciencia y la innovación.

Reconocimiento a la empresa por las máximas autoridades del Consejo de Defensa Provincial, Yudí Rodríguez Hernández y Alberto López Díaz, respectivamente. Lo recibe el director general de PLOMAC, Jesús Martínez García. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)
Visto: 1015

Todavía sus producciones están distantes de las necesidades de la población, pero los resultados alcanzados permiten avizorar un avance significativo en la producción local de materiales de la construcción en Villa Clara y de esa manera contribuir al programa de la Vivienda, un eslabón débil en el territorio que debe fortalecerse.

El camino transitado por la Empresa Provincial de Producción Local de Materiales de la Construcción (PLOMAC) no ha sido fácil, pero al cierre del primer semestre se ubica en la vanguardia del país y muestra capacidades productivas alentadoras, con la posibilidad de construir en cada territorio lo necesario en elementos de pared, piso y cubierta para una vivienda diaria, un reclamo del presidente de la República Miguel Díaz-Canel Bermúdez.

Con 15 Unidades Empresariales de Base (UEB), distribuidas en los trece municipios villaclareños, PLOMAC encauza una estrategia productiva en estrecho vínculo con la ciencia y la innovación, a través de la Universidad Central «Marta Abreu» de Las Villas y el Proyecto Hábitat 2, que le ha permitido adquirir nueve mini industrias de una moderna tecnología, con un  incremento notable de sus producciones y elevación de la calidad. Además de recibir el debido asesoramiento tecnológico en su uso.

(Foto: Carlos Rodríguez Torres)

Ahora aplican la zeolita en sus fabricaciones de bloques y los resultados son alentadores, al tiempo que consolidan otras producciones como ladrillos, baldosas, mosaicos, tanques para agua y mecetas. Solo las limitaciones con el acero le impiden cumplir las cifras planificadas de viguetas y tabletas.

También la empresa tiene la responsabilidad de hacer asfalto para atenuar los serios problemas de vialidad de la provincia, para lo cual recuperaron dos plantas de asfalto en caliente: una en Santa Clara y la otra en el municipio de Sagua la Grande.

UEB «Osvaldo Herrera»: salto hacia la integralidad

El domingo 26 de julio, como parte de las obras a inaugurar por el Día de la Rebeldía Nacional, las máximas autoridades del Consejo de Defensa Provincial visitaron la Unidad Empresarial de Base (UEB) santaclareña, la cual mostró un panorama bien distinto al que existía apenas unos ocho meses antes, cuando el abandono de años se enseñoreó del lugar y su planta de asfalto en caliente permaneció por casi diez años inactiva.

No solo recuperó lo perdido, sino mostró una integralidad en sus rubros productivos que la ubican entre las mejores de la empresa, con posibilidades de hacer unas 300 toneladas de asfalto diarias, unos 2000 bloques en cada jornada laboral, otros 30 m2 de elementos de piso (baldosas y mosaicos), cinco tanques para almacenar agua y su molino de piedras dispone de capacidad para producir entre 160 y 180 m3 de áridos cada día.

(Foto: Carlos Rodríguez Torres)

René González Navarro, su administrador, ha logrado disciplinar y motivar al colectivo laboral: «Aunque siempre hay algo que hacer y por qué luchar, estamos satisfechos del colectivo de trabajadores, de sus deseos de echar para adelante. Ahora, nuestros obreros tienen el incentivo de cobrar estimulación salarial y eso los hace poner más empeño. En el mes de junio logramos hacer 20 mil bloques, vendidos a la población a través del Ministerio de Comercio Interior (MINCIN) para los distintos destinos del programa de la Vivienda».

En el recorrido dominical, las autoridades del Consejo de Defensa  Provincial pudieron apreciar el funcionamiento de la planta de asfalto, cuyas producciones del día estaban destinadas a resolver problemas de bacheo en el poblado de Vueltas; del molino de piedras y la elaboración de tanques, baldosas y mosaicos.

El vuelco en la UEB «Osvaldo Herrera», de Santa Clara ha sido total. Al cambio organizativo, se une el incremento de la calidad de sus producciones. (Foto: Carlos Rodríguez Torres)

Presente en la visita estuvo el máster Pedro Seijo Pérez, codirector del proyecto Hábitat 2, que la UCLV lleva adelante en colaboración con la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (conocida en español como COSUDE, en inglés como SDC), el cual ponderó la calidad de los bloques elaborados con el uso de la zeolita y resaltó, además, como se les ha dado posibilidades de empleo a más de un centenar de trabajadores de las localidades cercanas, lo cual era imposible unos meses atrás.

Al ser entrevistado por la prensa, Jesús Martínez García, director general de PLOMAC, reconoció la importancia de la contribución del 1% del desarrollo local y el apoyo recibido de varias empresas del territorio: «Nosotros no solo estamos impulsando «Osvaldo Herrera», sino las 16 UEB de la empresa y los resultados productivos al cierre del primer semestre nos ubican a la vanguardia del país, lo que nos fue notificado en fecha reciente en comunicación dirigida al gobernador de la provincia, Alberto López Díaz.

«Queremos agradecer a todos nuestros trabajadores por los éxitos alcanzados y a las empresas que nos han dado su apoyo como la Geominera del Centro, Planta Mecánica, la Empresa de Automatización Integral (CEDAI), Materiales de la Construcción, entre otras. También a los gobiernos municipales, pues nada de esto lo hubiésemos logrado sin el 1% de la contribución territorial y, en especial, al proyecto Hábitat, pues toda esta tecnología que hay aquí y en otros lugares, nos fue donada por la UCLV».

UEB Encrucijada sigue en la punta

Si el vuelco productivo logrado en la «Osvaldo Herrera» resulta digno de destacar, la estabilidad de la UEB Encrucijada también merece el mejor de los reconocimientos, pues resulta capaz de producir elementos de piso, pared y cubierta para dos viviendas diarias.

(Foto: Carlos Rodríguez Torres)

Su director Gilberto Fernández Valle acumula una gran experiencia y con los años ha logrado crear un colectivo laboral unido y comprometido, que lo hace sobresalir del resto: «Siempre hemos contado con el apoyo del Partido y Gobierno del territorio, así como de la dirección de la empresa. Me gusta comprometer a mis trabajadores y hacerles ver la importancia de lo que hacen, pues nuestras producciones están destinadas a resolver problemas muy sensibles al pueblo, pues todo lo relacionado con la vivienda tiene enorme valor afectivo.

La primacía en la provincia la mantiene la UEB de Encrucijada, única con capacidad productiva para hacer los elementos de pared, piso y techo de dos viviendas diarias. (Foto: Cortesía Gilberto Fernández Valle)

 

«Me gusta ayudar a la gente y a mi colectivo le exijo la máxima calidad posible, para lo cual, debo reconocer, cuento con su total apoyo; en especial de Lino, mi brazo derecho aquí en la UEB, un hombre consagrado a su trabajo, serio y responsable».

También allí en los últimos meses las transformaciones han sido importantes, pues la instalación del equipamiento donado por la Universidad Central ha posibilitado elevar la productividad y calidad de las producciones. Ahora los bloques, mosaicos y baldosas tienen un mejor acabado y con el uso de la zeolita esos atributos se incrementan.

Otras UEB también prosperan, entre las cuales, pueden mencionarse las de Camajuaní, Cifuentes y Santo Domingo; en tanto, necesitadas de impulsar el ritmo de trabajo están las de Manicaragua y Quemado de Güines.

PLOMAC avanza. Tuvo un buen cierre de semestre. La calidad es su premisa, para lo cual queda trecho por andar. Incrementar la producción de ladrillos sigue siendo un compromiso por cumplir. Igual sucede con las viguetas y tabletas, aunque en esos dos renglones dependen del acero, deficitario en el país. En sus proyecciones deben incursionar en la producción de racillas, como vía de compensar los problemas antes mencionados, y, además, consolidar la producción de asfalto.

También se proponen perfeccionar la gestión de calidad y continuar la política de ahorro emprendida, con la exigencia de no dar viajes vacíos, así como continuar incrementando el número de trabajadores a domicilio, forma de trabajo no estatal que aporta buenos dividendos, ascendente en estos momentos a la cifra de 114 en toda la provincia.

«No nos paralizamos en tiempos de COVID-19, mucho menos lo haremos ahora», reafirmó el director Jesús Martínez, frase que ratifica sus compromisos con el país, pues, como afirmara Fidel, Revolución es construir.

PLOMAC en cifras de enero a junio:

Bloques: 1, 284,100 (equivalentes a 1,796 módulos de viviendas)

Piso: 59, 791 m2 (equivalentes a 2,174 módulos)

Ladrillos: 330,000 (equivalentes a 673 módulos)

Bloques de cerramento: 39,629 (equivalentes a 991 módulos)

Mecetas: 1, 709 unidades

Lavaderos: 1,016 unidades

Tanques: 3,219 unidades

No hay publicado ningún comentario. Sé el primero en empezar el debate.

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.