«Carlos Baliño», único central de Villa Clara que cumplió la zafra chica

Cerró el 2020, y en su último día el central dominicano hizo valer su compromiso y cumplió con las toneladas planificadas en la zafra chica.

Central Carlos Baliño.
Central Carlos Baliño. (Foto: Ramón Barreras Valdés/Archivo de Vanguardia)
Visto: 924

La zafra chica en Villa Clara no ha estado exenta de dificultades, pero los azucareros del central dominicano Carlos Baliño cumplieron con las 1232 toneladas previstas para estos días finales de diciembre, en la única  fábrica de azúcar de la provincia que alcanzó el plan para la etapa.

Ganándole un día a la arrancada, planificada para el 19 de diciembre, los agroazucareros dominicanos aseguraron un alto aprovechamiento industrial —de 94%— y un recobrado del 80,35, lo que, sumado a la consagración de sus trabajadores permitió garantizar las toneladas pactadas para la zafra chica, de un plan total de 14 522; de estas, 4 449 de azúcar orgánica.

Según Arobi Pérez Lazo, jefe de zafra, hay que reconocer el esfuerzo de todos, desde las labores de corte, alza y tiro, transportación, hasta el resto del proceso fabril, pues resultó una labor del colectivo que encabeza el director del central, Giovany Inerarity Quesada.

Los del «Baliño» apenas tuvieron tiempo perdido en estos 13 días de molienda y esperan continuar con similar ritmo para asegurarle a la provincia y el país las toneladas de azúcar que tanto se necesitan.

Se han publicado 2 comentarios

Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

  • Raquez

    Felicidades al colectivo de Carlos Baliño por haber cumplido su plan de azúcar de la zafra chica, y el plan de siembra de caña al cierre de Diciembre 2020.

  • Frank

    Felicidades para los trabajadores de "Carlos Baliño" que arrancaron bien en esta zafra, cumpliendo con la zafra chica en la primera etapa y van en buen camino en la etapa orgánica. Felicidades a ese colectivo. Aún me siento parte de él.